end header begin content

Oswaldo Álvarez Paz: Claridad y transparencia

Claridad y transparencia

Más del 80% de los venezolanos desea la salida de Maduro y un cambio integral de régimen en el menor tiempo posible. Sin embargo, “los rusos también juegan” y la dictadura profundiza en el uso y el abuso de poder contra esa enorme disidencia. Pero todo tiene un límite y el tiempo se acaba. El cerco se cierra sobre ellos mismos. Pretenden mantenerse sobre la base del terror, de la represión y de las mentiras e infamias contra propios y extraños.

Oswaldo Álvarez Paz: Ruta hacia la libertad

Ruta hacia la libertad

La reciente acción concertada entre Estados Unidos, Inglaterra y Francia para detener la temeraria fabricación de armas químicas mortales en Siria no sorprendió a nadie distinto a los responsables y algunos de sus aliados políticos. Se veía venir. No valieron argumentos ni oportunidades para resolver el tema “por las buenas”. Pues bien, la geopolítica del área cambia radicalmente y con ella, también la del resto del mundo. En esta oportunidad el protagonismo ha sido de tres países probadamente democráticos, respetuosos del Derecho interno e internacional, especialmente en materia de derechos humanos. Ojalá quienes se mueven en dirección contraria asimilen la lección, midan las consecuencias de cuanto hacen y entiendan que no hay dictaduras eternas. Todas tienen principio y fin.

Oswaldo Álvarez Paz: Soy Venezuela y reflexiones variadas

Soy Venezuela y reflexiones variadas

Las reflexiones son variadas. Una referida al deterioro de la planta física del país. Basta con tomar camino para cualquier parte y constatar el deterioro vial, la ausencia de combustible, la suciedad por caminos y carreteras, el deterioro anímico de mucha gente y una extraña mezcla de tristeza y remota esperanza con relación al futuro inmediato que siembra incertidumbre sobre permanecer en el país o buscar un mañana mejor en otras realidades. Difícil dar consejos a buena parte de esta gente que nos interroga de buena fe. Pero así estamos.

Oswaldo Álvarez Paz: La resurrección y la vida

La resurrección y la vida

Felices Pascuas. Escribo en Domingo de Resurrección, pero no estoy seguro de que estas notas puedan ser enviadas hoy. Serios problemas de internet ofrecen, una vez más, dificultades serias. Lo intentaremos a pesar de esta Venezuela en ruinas con los servicios por el suelo y la inseguridad como norma de vida para todos.

Oswaldo Álvarez Paz: Siguen los disparates peligrosos

Siguen los disparates peligrosos

Increíble pero cierto. Cuando somos requeridos por amigos y relacionados del mundo entero sobre lo que sucede en Venezuela, somos lo más concisos posible. Evitamos lo que pueda generar dudas. Eliminamos toda dosis que pueda parecer especulativa. Nos centramos en lo indiscutible. Sin embargo, por las repreguntas que nos hacen y por las exclamaciones que cada rato acompañan a los comentarios, pareciera que piensan que exageramos porque sencillamente “esto no puede ser”. Nos viene a la mente aquel refrán andaluz atribuido a uno de sus famosos toreros cuando supuestamente dijo: “lo que no puede ser no será y si llega a ser, es imposible”. Este es el caso de la Venezuela actual.

Oswaldo Álvarez Paz: La necesaria transparencia

La necesaria transparencia

En cualquier país que atraviese una crisis terminal como la de Venezuela, todo, absolutamente todo, debe ser hecho con transparencia total. Sin ella resulta imposible generar confianza y nada funcionará. Todo el mundo desconfiará de todo el mundo. Siempre la sospecha limitará la acción decidida, incluso cuando se visualicen parcialmente las reales intenciones de calificados protagonistas opositores.

Oswaldo Álvarez Paz: Dos jornadas complementarias

Dos jornadas complementarias

El martes de la pasada semana se realizó una extraordinaria jornada en el Aula Magna de la Universidad Central. Cargada de emoción, llena de raíces sembradas en luchas del pasado, en las expectativas del presente y con la mirada puesta en el porvenir inmediato. Representantes de todos los sectores de la vida nacional estuvieron presentes y en alta, clara e inteligible voz sus representantes fijaron posición con relación a la tragedia nacional. Lamenté no haber podido estar presente físicamente, pero espiritual y políticamente allá estuve. Expreso mi solidaridad a los organizadores, especialmente a las autoridades universitarias de la UCV cabezas visibles del evento.

Oswaldo Álvarez Paz: Tiempo de definiciones serias

Tiempo de definiciones serias

La democracia venezolana no existe. Está presa, desterrada o acosada. No hay libertad ni seguridad jurídica. Sin Constitución y con una ordenamiento jurídico mal administrado y hasta inventado, la vida ciudadana carece de la serenidad que se necesita para que trascurra de manera normal. Estamos en presencia de una dictadura. De una verdadera tiranía. Del siglo XXI, pero con claras líneas de destrucción de lo existente.

Oswaldo Álvarez Paz: Principios y valores eternos

Principios y valores eternos

Nunca me cansaré de repetir que mientras más difícil e incierta se torne la lucha, mayor es la obligación de aferrarnos a los principios y valores que nos trajeron a la política. Son los que alimentan la vida en libertad y la vigencia plena de la democracia. Todo lo demás pasa a ser secundario, incluidas las ambiciones personales y los intereses de grupo o de partido. Sin embargo, la exagerada dosis de pragmatismo y la falta de formación en cuanto a los temas fundamentales, genera desviaciones graves que producen lamentables consecuencias.

Oswaldo Álvarez Paz: Abstención y liderazgo real

Abstención y liderazgo real

Es impresionante constatar como en Venezuela se cumple a la perfección aquello de que el pueblo es superior que sus dirigentes. Eso explica la crisis de todos los partidos, tanto opositores como oficialistas. Además de abandonar la carga de valores y principios que han justificado su existencia durante muchos años, se agotan los dirigentes actuando en círculos viciosos que han excluido su razón de ser, pero que mantienen estructuras para incrementar cuotas de poder, espacios desde los cuales se faciliten las acciones destinadas a lograr objetivos personales de muchos de los dirigentes. Se vale todo. Por supuesto la demagogia, las trampas y zancadillas tanto internas como externas permiten ver el cuadro de corruptelas éticas y materiales que llevan al ciudadano común a mantenerse alejado de la mayoría de las organizaciones actuales.

Oswaldo Álvarez Paz: Desilusión y esperanza

Desilusión y esperanza

Estas líneas las recibirán con atraso poco común. Escribo desde un bello pedazo de llano en pleno Estado Guárico aunque relativamente cerca de Apure. Lamentablemente no hay internet y las cosas, en consecuencia, deben esperar. Lo siento, pero se reafirma mi convicción de que estamos rezagados, a la cola del mundo, incluido todo el vecindario. Algún día, más temprano que tarde, Venezuela volverá a estar a la altura del desarrollo tecnológico en todas las áreas. No sucederá mientras el actual régimen continúe. El cambio a que aspiramos es indispensable para marchar hacia adelante recuperando el tiempo y las oportunidades perdidas.

Oswaldo Álvarez Paz: “El cielo encapotado…”

“El cielo encapotado…”

En estos días vienen a mi mente con demasiada frecuencia las frases fundamentales de aquellas consignas utilizadas en la guerra federal del siglo XIX. Era el anuncio de una tempestad inevitable. El costo fue terrible.

Oswaldo Álvarez Paz: La verdad debe conocerse

La verdad debe conocerse

Es un hecho universalmente aceptado que en este país mataron el Derecho como instrumento de regulación de la vida en sociedad, de las relaciones entre los ciudadanos y de éstos con el estado-gobierno. Como suele acontecer todo está en manos de los caprichos y desviaciones de los dueños del poder, de sus corruptelas y probada ineficacia. Quizás este sea uno de los factores que me llevan a expresar el duelo enorme que genera la desaparición de dos conocidos juristas. Me refiero a los eminentes doctores en Derecho de mucho prestigio, René De Sola y Ángel Bernardo Viso. Para sus familiares y relacionados, un fuerte abrazo solidario. A quienes siguen sus pasos, por favor, no vacilen en cuanto a la valoración de la Justicia y a la lucha para tenerla siempre presente.

Oswaldo Álvarez Paz: Coraje, dignidad y justicia

Coraje, dignidad y justicia

Enero del 2018 ha sido revelador. Iniciamos un año decisivo. Está siendo escenario de la confrontación final en pleno desarrollo. Se plantea en todos los terrenos. Sin embargo nos asaltan dudas serias sobre la disposición de una parte del liderazgo opositor de asumir las consecuencias que pueden derivarse de la profundización de lo que debe hacerse.

Oswaldo Álvarez Paz: 2018, año definitvo

2018, año definitvo

El año se inicia en medio de grandes expectativas de variada naturaleza. A favor y en contra de las luchas por la Libertad, pero de mucha esperanza a pesar del clima de frustración y angustia de la población. Son tantos los hechos de este enero histórico que hasta los 72 años de la fundación del partido Socialcristiano Copei pasó por debajo de la mesa. Controles y más controles, expropiaciones ilegales, saqueos en las ciudades, en las carreteras y en los campos, poca o calculada información en los medios nacionales e incertidumbre creciente con relación a lo que sucede con las reuniones de Santo Domingo son algunas de las circunstancias que dificultan el complejo análisis de la situación nacional.

Oswaldo Álvarez Paz: La desviación electoralista

La desviación electoralista

2017 ha sido uno de los peores años en la historia de Venezuela. No me atrevo a decir que el peor, pero está muy cerca de merecer tal calificación. En lo social, en lo económico, en lo internacional, en lo político y, entre otras cosas, en materia de seguridad nacional y defensa integral de la soberanía. Que yo recuerde, jamás habíamos estado peor. A veces trato de ser cuidadoso con el lenguaje para evitar exageraciones. Después de hacerlo pienso que me quedo corto ante la realidad que trato de describir con prudencia.

Oswaldo Álvarez Paz: Reflexiones desordenadas

Reflexiones desordenadas

Escribo en domingo. Aún no conozco los resultados de la actividad electoral convocada para hoy por el régimen y avalada por importantes personeros no formalmente oficialistas. La verdad es que no me preocupa demasiado el tema. Todo está dado para que el régimen mantenga, con alguna ampliación, el control de la mayoría de las estructuras municipales.

Oswaldo Álvarez Paz: Peligrosa incertidumbre

Peligrosa incertidumbre

Cada venezolana sacará sus conclusiones sobre la reunión que se desarrolló, una vez más, en Santo Domingo. Bastantes generalidades y algunas contradicciones están contenidas en las recientes declaraciones de los protagonistas del gobierno, de la oposición y de los testigos cooperantes. Mucho relleno y poca sustancia por parte de todos los declarantes en un momento en que se llega al final del viciado proceso electoral para elegir alcaldes el próximo 10-D. Se mantienen las mismas condiciones irregulares de la pasada elección de gobernadores, pero en condiciones un poco peores pues no se atendieron, ni fueron corregidas, las múltiples irregularidades denunciadas con claridad por los participantes.

Oswaldo Álvarez Paz: Capítulo venezolano de las Farc

Capítulo venezolano de las Farc

Cada semana se hace más difícil escoger el tema a tratar. La desviación electoralista que se ha apoderado de muchos dirigentes es la razón fundamental. Ya casi no se habla de la presencia protagónica de las estructuras del narcotráfico en la vida venezolana. Tampoco del terrorismo y sus múltiples manifestaciones, ni del control cubano de instancias fundamentales de la vida civil y militar de la república. El tema de la corrupción ha pasado a ser secundario en un país destrozado por sus manifestaciones a todos los niveles. Mientras que el tema Obredecht ocupa lugar prioritario en buena parte del continente, en Venezuela sigue pasando por debajo de la mesa. Ni gobierno ni oposición se ocupan. Es como si no existiera, como si esa empresa brasileña jamás hubiera operado en este atormentado país. Ya casi no se menciona lo relativo a los presos y exilados políticos. Increíble, pero cierto.

Oswaldo Álvarez Paz: Dictadura o libertad

Dictadura o libertad

Bien por Antonio Ledezma. Cada quien actúa de acuerdo a su conciencia. Lo hizo y bien. Su acción empieza a tener consecuencias favorables a la causa de la libertad. Lo demuestran las reacciones inmediatas de los jefes de Gobierno y del liderazgo político de Colombia y España, sin exclusiones políticas o ideológicas. Solidaridad total, activa y decidida para el desenlace a la dramática crisis venezolana. Antonio acaba de asumir una nueva y definitiva responsabilidad. Quizás la más importante de toda su vida. No tengo dudas con relación a su capacidad para estar a la altura de las exigencias del presente.

Oswaldo Álvarez Paz: La tragedia avanza

La tragedia avanza

En la medida de los posible trato de evitar caer en la tentación del inventario de problemas que sufre la población. Todos están sobre diagnosticados y frente a ellos hay estudios completos, ideas, proyectos y programas para eliminarlos o, al menos, revertir hacia lo positivo las negativas tendencias actuales. Sin embargo poco se hace en la práctica. Pareciera que nada de eso importara al régimen y muy poco a la mayoría de los dirigentes opositores.

Oswaldo Álvarez Paz: Breves sobre política y políticos

Breves sobre política y políticos

Buena parte del liderazgo opositor no entiende que la verdadera naturaleza del problema de Venezuela no es electoral sino existencial. Por el camino de las derrotas evitables y triunfos muy circunstanciales, el país camina hacia su progresiva destrucción. Cada día estamos peor y, lo más grave, es que muchos opinadores endosan a quienes sienten la obligación de bregar dádivas o recibir lo que el régimen les da para garantizar la supervivencia. La culpa no es del pueblo que recibe selectivamente. Es de una dirigencia política, económica, social y militar cerrada sobre sí misma. No ve más allá de sus propios intereses. Por muy legítimos que sean, no bastan para reaccionar adecuadamente, es decir, para lograr el necesitado cambio de régimen.

Oswaldo Álvarez Paz: Panorama desorientador

Panorama desorientador

Existe una notable desorientación tanto en dirigentes como en dirigidos de la oposición y también en buena parte de los seguidores del oficialismo. En todas partes la gente pregunta ¿qué va a pasar? Pero muy pocos ¿qué vamos a hacer?, lo que sería correcto en este tiempo de tanta incertidumbre.

Oswaldo Álvarez Paz: Solidaridad con Andrés Velásquez

Solidaridad con Andrés Velásquez

Es difícil reflexionar serenamente. En estos días existen demasiados elementos contradictorios. Dificultan arribar a conclusiones definitivas. Todos los días, a cada hora, aparecen nuevos datos o se confirman anteriores intuiciones con relación a hechos o a la actuación de protagonistas de todos los bandos.

Oswaldo Álvarez Paz: Incertidumbre máxima

Incertidumbre máxima

Escribo en domingo sin saber aún los resultados oficiales u oficiosos de la elección de gobernadores. Sin embargo no tengo dudas con relación a lo sucedido en la mayoría de los Estados. Especialmente en los de mayor concentración poblacional y sus consecuencias, a todos los efectos, en la vida del país. Sin embargo, a pesar de la incertidumbre, ratifico mi convicción de que esto no puede ni debe continuar. Ya es tiempo suficiente para cambiar radicalmente el rumbo de esta Venezuela saqueada y en ruinas. Hacia ese objetivo deben dirigirse todos los esfuerzos del país que aspira a una vida en democracia y libertad.


Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com