Página 1 de 1

Leandro Rodríguez Linárez: Solo falta que…

Publicado: 31 Ago 2018, 23:28
por redaccion
Opinión
ND
 

Hablar sobre los problemas del país sería redundar y aburrir a los lectores, sobre todo cuando el gobierno ha formulado unas medidas que agravarán lo que ya hoy es insufrible. Mejor hablar acerca de lo que falta para el que peor gobierno de toda la historia patria, que redimió a los de la cuarta república, culmine su injusto e inhumano extraining.

Comenzamos haciendo cita a unas bochornosas (por ciertas) declaraciones del ex primer ministro inglés Tony Blair, la primera señala: “El problema en el país nada tiene que ver con la derecha o izquierda, es un problema de la democracia contra la dictadura”. Nada más cierto, a esta premisa sumémosle que los venezolanos somos amantes de la paz, más de 200 años sin guerras, somos una mezcolanza de razas que vinieron a trabajar, a echar pa’lante ellos y al país. De la penúltima dictadura hace 60 años quedan pocos protagonistas, el venezolano de hoy no está acostumbrado a lidiar con personeros gubernamentales como los de hoy, asesorados nada más y nada menos que por una de las tiranías más salvajes, retrogradas e inhumanas, la cubana, hoy a los habitantes de este país les toca aprender a enfrentarse a este tipo de autoritarismos.

No es que no se haya hecho nada. En 2002 y 2014 se libraron sendas luchas, el pueblo expuso su pecho a las armas mal llevadas del Estado, sin embargo, para esos entonces, el régimen aún mantenía tarifada gran parte de la comunidad internacional de la región, la petrochequera pagaba la indolencia de los foráneos. En 2016 (evasión fraudulenta del revocatorio) y, sobre todo, en 2017 cuando se desató la lucha ciudadana contra la “constituyente” y asesinaron aproximadamente 140 venezolanos, entre ellos adolescentes, el gobierno cavó su tumba mundial, para colmo, este año adelantó una presuntas presidenciales que a partir de 2019 la comunidad internacional no convalidará, al igual que todos los actos y decisiones de la ANC, ello es producto de la lucha que sostuvieron los venezolanos, es decir, Blair tendrá razón en cuanto a la densidad de las protestas, pero el gloria al bravo pueblo ha dado la batalla.

A lo señalado arriba, Blair enfatizó “la Asamblea Nacional venezolana como legítima y electa por el pueblo”, rechazó la Asamblea Nacional Constituyente que a su visión es “un instrumento para destruir la democracia y para impedir que los venezolanos puedan decidir su futuro”. Los principales países del globo terráqueo, sus principales bloques, no reconocen a la ANC ni tampoco a Maduro luego del 10 de enero de 2019, es un hecho.

El chavismo dejó de ser un problema solo para los venezolanos, es un problema mundial, tiene presuntas acusaciones sobre narcotráfico, corrupción, vínculos terroristas, además, la diáspora de emigrantes venezolanos está desestabilizando las economías de la región. El régimen está solo, con reducido número de socios más que aliados, socios a los que les debe hasta el alma. Se encuentra repudiado por 9 de cada 10 venezolanos, alarmante cifra que se agudizará de cara a las inevitables secuelas de los recientes “anuncios económicos”, enmarcados en un más de lo mismo profundizado.

Solo falta que los venezolanos no desmayemos, ejerzamos toda la presión social posible. De hecho, la que se está dando hoy es espontánea al margen de mandamientos partidistas. Esa presión interna y la externa han hecho que el chavismo tenga sus maletas listas en la puerta.

@leandrotango