Nelson Castellano-Hernández: Apocalipsis del chavismo

Noticias, análisis y opinión de Venezuela y el mundo
Cerrado Nuevo Tema
1.- ND no se hace responsable por los comentarios de los foristas. El portal se reserva el derecho a eliminar aquellos comentarios que violen los Términos y Condiciones y el Decálogo del Forista, aceptados por los foristas al momento de registrarse. 2.- Los contenidos que aquí se muestran pueden ser inapropiados para menores de edad.
Avatar de Usuario
redaccion
Site Admin
Mensajes: 44057
Registrado: 29 Nov 2004, 18:13

Nelson Castellano-Hernández: Apocalipsis del chavismo

Mensaje por redaccion » 25 May 2018, 21:18

Opinión
ND


Se intuye el final… al contrario de lo que algunos creen. Los anuncios electorales con trompetas y actitudes triunfalistas reflejan el miedo de Maduro.

Suma errores en cadena, pretende tener el poder, impone su voluntad. Convoca elecciones de manera ilegítima; utiliza un árbitro electoral parcializado y se juramenta de manera inconstitucional.

Una desenfrenada cadena de actos ilegales que lo aproximan inexorablemente al colapso de su régimen. Veinte largos años donde la apoteosis inicial dio paso a la decadencia.

Se iniciaron con liderazgo, solo que éste carecía de principios filosóficos, de valores fundamentales, de respeto a las costumbres y a la idiosincrasia venezolana. Respondía a un proyecto externo que necesariamente terminó por traicionar al propio pueblo que lo eligió.

Se aproxima la implosión del chavismo. Sus actores tienen objetivos contrarios; en lo único que coinciden es en la necesidad de impedir un sistema político democrático estable. Los pretendidos revolucionarios se revelaron traficantes, corruptos, traidores y asesinos.

En fase terminal, no son más que una promesa traicionada, una lucha que perdió su brújula; que erra en un desierto sin apoyo popular. La necesidad del fraude, la ausencia de votantes, la animadversión del pueblo, se reflejan en sus rostros.

Sometidos a fuerzas negativas, como el mercado de droga, el contrabando, la corrupción, la traición y al asesinato de la juventud. El terreno está abonado para cuando las sanciones y la ira popular hagan correr los que queden.

Nos definía una forma de ser y una manera de vivir. Hoy solo quedan ruinas. Nos hemos convertido en el terreno de la barbarie, del atraso, de la delincuencia, de terroristas, de la hambruna, la escasez y la muerte.

Nos prohibieron ser venezolanos para transformarnos como a los cubanos reprimidos. Éramos libres y nos redujeron a la miseria paralizante; podíamos expresarnos libremente y nos persiguieron; la universidad era autónoma y ordenaron silenciarla, queríamos decidir y nos privaron del voto universal, libre y que elije.

Imponiéndonos renunciar a ser lo que somos. El futuro comprometido de Venezuela suena como una alarma en el continente americano; desde Canadá a la Patagonia, los gobiernos se inquietan, el colapso venezolano genera peligro en toda la región.

La droga, el lavado de dinero, la presencia del Hezbollah, la persecución a una Nación, que huye despavorida, para salvar su vida. Son situaciones insostenibles, mucho chavista lo sabe… y duerme mal.

Hoy asoma el rostro un chavismo enfermo, degenerado, descalificado… que baila sobre un volcán.

La crisis humanitaria reconocida por el mundo anuncia que el tiempo ha llegado. Tiempo para salvar a Venezuela, abriendo un camino a la intervención humanitaria.

Cada día que pasa muchos venezolanos mueren de hambre, el mundo tiene la prueba. Lo que se vislumbra será el enfrentamiento, entre las naciones libres y el régimen opresor.

Las elecciones declaradas ilegitimas carecen de reconocimiento internacional. Como reacción veremos muchos abusos, atropellos y militares presos; exactamente al mismo nivel, de la angustia que despierta la caída.

Que el gobierno mienta es normal, la falta de un plan de acción por parte de la oposición, no lo es. Muchos se han eclipsado, como si se hubieran agotado en la lucha.

Así perecen las aspiraciones desmedidas, los faltos de humildad, los maniobreros, los interesados de siempre, los que juegan dos juegos. Los dragones de la decadencia devoran los que, solo aparecen cuando creen alcanzar una cuota de poder.

Se llevan por delante los que esperaba un turno, repartiendo cargos. Probablemente sea bueno para el país, urgentemente necesitado de una limpieza moral; felizmente Venezuela cuenta con grandes reservas morales.

La verdadera unidad surgirá ante la necesidad de ejecutar el último paso. El monstruo dictatorial solo podrá ser enfrentado con una coalición interna y externa donde los intereses nacionales priven sobre las diferentes cuotas de poder.

En ausencia de un líder que aglutine el ciudadano debe crecerse, acompañar un proyecto unitario de factores de poder, económicos, académicos y políticos. Donde de igual a igual, se presente un llamado al país y al mundo.

Vistas las circunstancias será un equipo comprometido con todos y no un predestinado. Con dirigentes que, con trabajo y sacrificio, despierten de nuevo la esperanza.

El equipo debe presentar un proyecto-país, identificando prioridades, exponiendo metas, objetivos y pasos a seguir. Suficientemente unido, para despertar la confianza internacional… perpleja ante tantos desatinos.

Necesariamente lucido para no temerle a la ayuda internacional y a las negociaciones con el poder detrás del Régimen. Consciente que será necesario llegar a un acuerdo con China y Rusia, garantizando sus acreencias, pero que, debido al apoyo internacional, no será necesariamente desde una posición de debilidad.

Afirmaba Simón Bolívar: “Bajo la dictadura, ¿quién puede hablar de Libertad?”. Sin embargo, creyó que la ideas podían transformar la realidad.

Venezuela merece democracia y recobrar su libertad. Sin salida racional, solo queda la fuerza, de allí la necesidad de tener claro de cómo y con que, enfrentamos la dictadura.

Con los pies en la realidad. Sin miedo para realizar lo que se tenga que hacer o para enfrentar lo que tendremos que enfrentar.

A quien le toque dirigir, tendrá que ser una persona con valores; porque un hombre sin valores está condenado a ser un hombre sin historia. Son las ideas las que inspiran las acciones, pero son las personas las que escriben la historia.

Algunos estudiosos explican el pasado a través de las circunstancias, como si la realidad fuera el producto de procesos intelectuales. Típico de la vieja izquierda y las voces agoreras de líderes de antaño.

Olvidan el elemento humano, sus sentimientos, sus heridas y sus valores. La sociedad es como un cuerpo que depende de los individuos, sus órganos. Anuncios, amenazas y exhibicionismo de poder, no cambiaran los hechos… lo que viviremos será validado por lo real.

El chavismo tiene orejeras conceptuales, no ven que el rancho arde. El mundo globalizado tiene sus reglas, Maduro no controla el mercado petrolero, ni las finanzas internacionales, ni la circulación de bienes, ni la tecnología… Está condenada a la pérdida de su autoridad gubernamental, no tiene armas para defender un estado fallido, arruinado voluntariamente por ellos mismos.

El régimen no ha comprendido que, cuando la realidad demuestra que están equivocados, quiere decir que su actuación es errónea. Esconden la cabeza como el avestruz, creyendo que basta con hacer fraude en unas elecciones, para que la legitimidad se convierta en realidad.

No hay que temer la violencia o el caos. Al origen el latinoamericano es producto de ella. Incluso el desarrollo de la fe, incluye capítulos de violencia y de errores; probablemente será de nuevo el dolor, lo que separe culpables de inocentes.

Muchas revoluciones terminaron devorando sus hijos, la francesa la primera. A semejanza del comunismo, responsable de los más grandes genocidios de la historia Rusia, China, Cuba o Camboya son terribles ejemplos.

En medio del caos y el dolor, el venezolano vive… de su mano surgirá una civilización renovada, distinta, experimentada, que buscará integrar a todos… como seres humanos.

Ex Cónsul de Venezuela en París

[email protected]


Avatar de Usuario
RedKidneyBeans
Mensajes: 12198
Registrado: 28 May 2009, 11:34
Ubicación: 99.99% Fat Free...!!!

Re: Nelson Castellano-Hernández: Apocalipsis del chavismo

Mensaje por RedKidneyBeans » 25 May 2018, 21:22

Se intuye el final… al contrario de lo que algunos creen. Los anuncios electorales con trompetas y actitudes triunfalistas reflejan el miedo de Maduro.

Tienen como 20 años diciendo lo mismo... en el golpe de estado del 2002, en el paro petrolero, en a guarimbas, en la muerte de chavez y en la ultima eleccion como presidente Maduro.... hay que ser bien tonto en subestimar al enemigo.
░░░░░░░░░░░░░Chávez y Cristo Viven!!! ░░░░░░░░░░░░░░●

Cerrado

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: KennethCIZ y 2 invitados - Total usuario conectados a ND: