end header begin content

Opinión

Columnistas
Orlando Viera-Blanco

Seremos otros…

Confieso que poco en mi vida había participado en asuntos humanitarios en comparación a la labor que hoy hacemos desde nuestra fundación Venezuelan Engagement Group, (Canadá, US y Europa). Con papá, como médico dedicado a la medicina pública, creí desde niño haber cumplido el dote humanitario recorriendo barriadas caraqueñas…

Orlando Viera-Blanco

El maltrato entre venezolanos

La intemperancia y la desesperación no es buena consejera. Quien lo afirma tiene autoridad para decirlo, porque en lo personal padezco de ambas ansiedades. Dejar fluir la irascibilidad es perder el correcto sentido de lo que se quiere expresar. La irritabilidad disipa la empatía y en efecto, la mejor comprensión de lo alegado. En estos días el desbordamiento emocional criollo está “de moda”. Mala cosa. Así me sucedió en mi programa “El Abogado del Diablo”, donde no fui excepción de moderación (aunque me gustaría serlo). Veamos.

Orlando Viera-Blanco

No somos sopa de nadie

Pascal predijo: “Antes de convencer al intelecto es necesario tocar y predisponer al corazón”. El escepticismo nos invade. Si alguien se atreviera a lanzar el augurio de un pronto regreso a casa y una rápida recuperación de Venezuela, no dudo la réplica: Eres un soñador, un idealista… un optimista sin remedio. Pero aunque la realidad es tenebrosa, no es tan irreversible como nos la pintan. Hoy quiero apelar al corazón pero también predisponer la razón…

Orlando Viera-Blanco

Sal de tu trinchera, ! Venezuela eres tú !

Seguimos atrapados entre la política (arte de lo posible) y la antipolítica (arte de romper desde el gabán). La crisis avanza de forma desmesurada mientras los ciudadanos cabalgan un angustioso debate sobre votar o no votar. La oposición se polariza-rauda y peligrosamente-en una discusión barroca, epistolar hasta cursi, cuando el asunto es histórico, terrenal y táctico.

Orlando Viera-Blanco

A un paso de la transición…

Muchos piensan que en Venezuela naufragó una transición en ciernes a partir de las protestas 2017. La duda se potencia cuando en 2014 también divisamos un salida que no llegó. Ante esta decepción es recurrente acuñar la frase “Venezuela no tiene remedio”. Pero de un simple análisis histórico, fáctico y epistemológico, podemos afirmar-seriamente-estamos a las puertas de una transición de poder…sustentable.

Orlando Viera-Blanco

Aunque me llamen idiota

Fernando Savater, en su libro “Política para Amador ¿Eres idiota?”, nos cuenta: (…) “Los antiguos griegos (tipos listos y valientes por los que sabéis tengo especial devoción), a quien no se metía en política le llamaron «idiotés»; una palabra que significaba persona aislada, sin nada que ofrecer a los demás, obsesionada por las pequeñeces de su casa y manipulada a fin de cuentas por todos". Por argumento derivado, también incurre en «idiotés», quien se allana de la política como quien pretende conocerla, imponiendo con indisoluble, insustituible y peligrosa ignorancia, su modo de pensar a la polis… Esto también es tiranía.

Orlando Viera-Blanco

Crónica de un inmigrante virtual

Lo que me dispongo narrar es baladí comparado a lo que han sufrido otros venezolanos. Aunque comporta vivencias personales os dará una idea muy elocuente de lo que es la devastación moral, injusta y brutal a que hemos sido sometido. Tratar de explicarlo con conceptos no alcanza desnudar el despropósito de esta criminal revolución bolivariana.

Orlando Viera-Blanco

Cuenta regresiva en marcha

Cumplo una nueva agenda en Europa entre Barcelona y Madrid. Múltiples sectores de la comunidad internacional no detienen su atención sobre Venezuela. Asociaciones mundiales de juristas, firmas de abogados especializadas en acciones colectivas, populares y de DDHH; Eurodiputados, intelectuales, embajadores, ONG’s y gobiernos, no cesan su denuncia contra el Estado venezolano. La presión internacional sigue siendo crucial para propiciar el fin de esta era. Pero ¿cómo se draga esta sepultura política? Veamos…

Orlando Viera-Blanco

El mensaje del senador Marco Rubio

Nos acercamos a un abismo indescifrable. Al borde del no retorno. Si no avizoramos la forma de evitarlo, la perpetuación de la tiranía será nuestro destino. No hablo de las elecciones írritamente convocadas por el gobierno y sus attachés, la ANC y el CNE. Me refiero a la implosión de la oposición democrática cómo factor de licencia y perpetuidad del régimen, quien ha quedado con ruta libre para convertirse en la nueva dictadura del siglo XXI.

Orlando Viera-Blanco

Un síntoma llamado Henri Falcón…

Siempre he ido contracorriente en la vida. El derecho de nacer fue una lucha por la vida por haberlo hecho prematuramente. Quizás nací en plenilunio o con mercurio en leo como reza mi carta astral, por lo que soy porfiado y reflexivo a rabiar. Aun no teniendo razón, tengan mis lectores la plena seguridad que yerro de buena fe, porque cualquier proclama es la mejor representación de mi noble voluntad. Henri Falcón se ha lanzado a las elecciones Presidenciales. ¿Es realmente un exabrupto? Veamos...

Orlando Viera-Blanco

La historia los absolverá… al día siguiente

Las elecciones del 22 de abril de 2018, deben marcar cuenta regresiva para el gobierno de Nicolás Maduro. Pero el asunto no depende de su ineficacia sino de la capacidad opositora de construir una nueva alianza política y ciudadana. El destino de Venezuela dejó de estar en manos del gobierno. No les interesa el bienestar. Viven del caos...La posibilidad de recuperar nuestra democracia y libertad quedó en los hombros de la disidencia venezolana y de la comunidad internacional. El país ya entró en 'modo de Somalia...'

Orlando Viera-Blanco

Alaridos

Los venezolanos tenemos que calmarnos un poco. Lo primero es comprender que atravesamos un momento histórico muy complejo, por violento, criminal y sumamente volátil en lo transicional. La salida no es suma cero, ni las condiciones son estables. Y crearlas [condiciones] es la base de la política. Procurar las bases transicionales a la normalidad. Votar o no votar, debo subrayar una vez más, no es el fondo del dilema. Aburre hablar de eso bajo un esquema estrictamente normativo o procesal. Es reunificarnos y reemprender una dura y quizás última batalla por la libertad, batalla que si la enfrentamos diseminados, estamos perdidos.

Orlando Viera-Blanco

Llegó Tillerson, no se hable más

Seguimos en un intenso proceso de decantación. Son muchos frentes. Demasiadas circunstancias que no se pueden poner a salvo en un país hecho pedazos. No es tanto la rapidez de los acontecimientos como la torpeza y la violencia con la cual Chávez y sus fanáticos saquean la historia. Un proceso histérico, corrupto y resentido, embutido en un mélangeideológico, islámico-radical, criminal y militarista, que cegó su destino y decretó el fin inevitable de su era. Hoy ni lasantísima trinidad del colectivismo utópico, igualitario y parejero, Ignacio Ramonet, Heinz Dieterich o Noam Chomsky, se tragan esa farsa. Y llegó Tillerson…

Orlando Viera-Blanco

Nos estamos jugando la vida…

A raíz del emplazamiento a elecciones presidenciales por la innegable ilegítima ANC, se ha levantado una tormenta de comentarios sobre votar o no votar. Hablo de comentarios porque con todo respeto, la mayoría de las opiniones no comportan análisis cientistas, objetivos y desprendidos de acritud y emocionalidad, amen de resultar inadecuadamente normativos.

Orlando Viera-Blanco

Orlando Viera-Blanco ¿Quién mató a Oscar Pérez?

A lo largo de estos 18 años caos bolivariano, si un antivalor ha caracterizado la llegada de Chávez al poder fue la muerte. Ni él se salvó de esta majumbre de violencia, desorden y cobardía. Ahora sería muy corto decir que la mortandad que registra Venezuela en las últimas dos décadas (300.000 almas) son sólo obra de esta pútrida revolución. En líneas generales todos hemos sido víctimas y victimarios de una sociedad terriblemente galbana, banal e impúdica.

Orlando Viera-Blanco

Los soldados también tienen hambre..

Desde el año 2013 a raíz de la muerte del presidente Chávez y el salto difuso e inconstitucional a Maduro, venimos afirmando que el final de la “V República” (que de república no tiene ni lo etrusco) sería 2018. En el último lustro hemos puntualizado los argumentos que nos condujeron a este pronóstico. Lo hicimos de forma disuelta. Siendo el año del desenlace [2018], queremos concentrar esos argumentos en este texto.

Orlando Viera-Blanco

La mesa está servida…

Se desató la polémica. Ricardo Hausmann puso el dedo en la llaga y sacó a flote un tema que para muchos es un surtido de tabú y apostasía: la intervención militar de fuerzas extranjeras vs. la autodeterminación y afán soberano. Un asunto sinuoso y complejo que hay que entenderlo diplomática, jurídica y políticamente.

Orlando Viera-Blanco

2018: O se marchan o se eternizan

El 2017 cerró con un balance muy doloroso. La anti política hizo estragos, debemos agregar, no por desmerecidas razones. Venezuela entra en una fase de definiciones: O implosiona o se queda sumida en el caos. Creo que sucederá lo primero. Pero debemos puntualizar que no basta el estallido de las masas para forzar cambio de régimen. Hay que conducirlas...

Orlando Viera-Blanco

La amistad siempre ríe contigo…

Siendo un niño sin pisar primer grado, conocí a mi mejor amigo. Mamá no quería dejarme en el colegio porque mi llantén superaba su débil vocación disciplinaria. De pronto un chiquillo minúsculo-[Javier]-se aproxima con una inmensa sonrisa, y me invita a corretear por el patio y conocer el salón de clases. Al entrar quedé impactado por aquella indescifrable intensidad de colores entre libros, juguetes y pupitres, que atemperaba a la memorable profesora Cruz. Una mujer cuya irrepetible dulce mirada, completaba el bosque de razones por las cuales cualquier niño dejaba de llorar y permanecía feliz en sitio. Ese día aprendí que la amistad trae alegrías, traza feudos, alivia tus miedos y da luz a tu vida...

Orlando Viera-Blanco

Hija de revolucionarios…

No es lo mismo la izquierda igualitaria y resentida que en razón de la igualdad despoja y reprime, que una izquierda seria y humanitaria, donde la igualdad no se decreta, sino se educa…” El nuevo debate de la izquierda francesa (le nouveau débat de la gauche française), pasa por revisar las falsas simbologías-trasnochadas y reduccionistas-que plantean los conspicuos defensores del socialismo latinoamericano como Ramonet o Heinz Dieterich, o la ilustración europea al estilo Christine Angot o Levy. Toda una oda ilusionista que condujo a la devastación de sociedades a cuenta de utopías. Vale la pena recordar al cardenal Joseph Ratzinger: “Cuando la política quiere ser redención, promete demasiado. Cuando pretende hacer la obra de Dios, pasa a ser no divina sino demoníaca”.

Orlando Viera-Blanco

Sin Unidad no hay paraíso

Al escribir estas líneas voy de Paris a Estrasburgo donde acompañaré a la oposición venezolana a recibir el premio Sájarov. Un reconocimiento en honor al científico y disidente soviético Andréi Sájarov, establecido por el Parlamento Europeo (1988), para homenajear personas u organizaciones que han dedicado sus vidas a la defensa de los DDHH y las libertades…Entrando la fría madrugada de la petit france, leo los resultados de las elecciones de alcaldes en Venezuela. 98% a favor de PSUV-y 70 % de abstención…Es insólito que teniendo el gobierno más tratante y que haya existido, aun la gente opte por quedarse en casa por decir si mi voto “no elige” que se queden. Un absorto de nihilismo inmolador.

Orlando Viera-Blanco

Los ahijados

Cuando sopesamos las carencias que nos ha tocado vivir por causa de los desfalcos de “los querubines revolucionarios”, como lo motea Douglas Bravo en su ensayo, “Los Testaferros de Diosdado” refiriéndose a su ahijado, Dieguito, palpamos con mayor enfoque quiénes son los responsables de la pérdida de vidas inocentes (hambre y salud), de ingentes caudales patrimoniales y libertades republicanas. A la par del desmembramiento ciudadano, va la avería irreparable de nuestra cotidianidad. Son estos zares de la malversación y el saqueo insaciable, los contubernios de Ramírez et al., que acabaron con la riqueza más importante del país, como canarios y mantuanos se cargaron la Casa Guipuzcoana. ¿Carga hereditaria o cultura revolucionaria? Veamos…

Orlando Viera-Blanco

Primero soy yo…

Estoy feliz porque los dedos y la voz de Antonio Ledezma toquen las mejillas de los suyos y eleve sus ecos de libertad al mundo. También lo estoy por Stacy, Yon, Delson, y aquellos que han salido de prisión. La libertad tanto como la vida, es invalorable. Aún quedan más de 500 detenidos. ¿Cómo ser eficientes para que todos seamos libres?

Orlando Viera-Blanco

Lo que vi en la OEA

Jamás había escuchado a centímetros el relato de padres descorazonados por la pérdida de un hijo asesinado. Siempre es muy injusta la partida de un niño o adolescente, pero cuando la causa excede lo natural, lo previsible o un desviado destino, por tratarse de un vil y despiadado acto criminal, pasamos de la injusticia al brutal arrebato. El dolor se propaga y se entierra profundamente porque la vida tenía que haber sido otra; en familia, en su tierra, en paz.

Orlando Viera-Blanco

Los notables

El 10 de agosto de 1990 un grupo de notables publicó una carta dirigida a CAP/PDR, y a los senadores y diputados al CN. Afirmaban que “Venezuela atraviesa una peligrosa situación política, económica y social, desarrollada por mecanismos en la orientación del Estado y la vida nacional desde 1958, que no corresponden a las necesidades de desarrollo económico y social, ni a los objetivos fundamentales de la reorientación política y económica que ocurre en el mundo”. Dos años después del notable emplazamiento, amaneció de golpe. ¿Notabilidad perdida? ¿Políticos detrás de los notables? ¿Notables detrás de los políticos? ¿Políticos y notables detrás de una conjura?


Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com