end header begin content

Opinión

Columnistas
Luis Velázquez Alvaray

La transición (y 2)

El Padre Virtuoso en un foro referido al 23 de enero de 1958, cuando el país reconquistó su libertad, insiste en la piedra angular para poder salir de la nueva tiranía: Unidad estratégica. El régimen está claro que solo le queda el último respiro dictatorial: masacrar al pueblo, como sucedió en "la matanza del Junquito”, que continúa la escalada perpetrada meses pasados, asesinando a mansalva. La fea cara de la muerte, sin careta. La cara de Reverol, de los torturadores, de Pinochet, de Videla, Fujimori y la fea cara del Castrismo, es decir, la vuelta de los criminales de Estado en pleno siglo 21. De tal forma que no queda otra alternativa que la planteada por el Padre Virtuoso, que es el anhelo de por lo menos el 80 por ciento de la población que padece las masacres diarias, representadas en la miseria de este camino tortuoso del Chavismo. Son muchos los desafíos por delante, se requiere la unidad de todos los sectores democráticos, sin excepción alguna. Es necesario sacrificarse en deseos, para ganar la vida, que es lo que está en juego. La dictadura seguirá con sus ejecuciones extrajudiciales, planteando a la vez un falso diálogo, para burlarse de los que allí acuden. Cuenta con ocho ejércitos y paramilitares cubanos y terroristas de todas las nacionalidades. Esa unidad democrática total debe estudiar, con creatividad, pasos para la transición que logren el consenso. Ya lo he señalado: un Presidente con un acuerdo para recuperar las instituciones y convocar nuevos comicios generales en dos años, por ejemplo.

Luis Velázquez Alvaray

La transición (1)

Hemos llegado al punto donde el camino se topa con una pared. No da más, es intransitable. Son muchos los países que en su devenir histórico han sufrido lo mismo. Y muchos los estudiosos que han interpretado estas coyunturas, planteando la necesidad de encontrar mecanismos de restitución de la legalidad perdida. Uno de ellos es el profesor Manuel Díaz Rodríguez de la Universidad de la Sorbonne, notable experto en este tema.

Luis Velázquez Alvaray

País anónimo

Coinciden los analistas serios de todo el planeta que la situación del país alcanzó niveles ajenos totalmente a la normalidad. Un país sin reglas, cuyo aparato estatal destruyó los principios y valores que positivamente los grupos sociales deben impulsar para convivir y adaptarse a los desafíos que plantea el mundo de hoy.

Luis Velázquez Alvaray

El espanto de los fósiles

El planeta no aguanta más y moverse con combustible fósiles; es su acta de defunción. La prioridad hoy son las energías limpias para evitar el calentamiento global.

Luis Velázquez Alvaray

La hallaca y sus recuerdos

Mucho se ha escrito sobre la hallaca, tanto como las que se han hecho desde la colonia hasta que se pudo. La Hallaca tuvo una connotación sociológica: significó la unidad de la Familia, ya que su composición heterogénea permitía la participación de todos. Las abuelas y las tías hacían el guiso; los cerdos y las gallinas se salpimentaban durante días. El trabajo rudo correspondía a los jóvenes;la leña, las hojas de plátano y toda la logística campestre exigiahoras de esfuerzo. Durante una tarde y noche entera alrededor de una mesa gigante, tan grande como una esperanza, se realizaban todos los oficios especializados. Los visitantes algo hacían. Las amarraban en yuntas y tomaban lo que cada quien llevaba. Era realmente una fiesta singular, simpática, alegre: curiosa, encantadora, venturosa. Fueron siglos de hallacas que acentuaron las diferencias; las regiones en su sana búsqueda de la distinción fueron agregando ingredientes para decir que eran mejores. También las familias se jactaban de hacer las más deliciosas Hallacas de su pueblo. Con el paso del tiempo los Chef abrieron los festivales de las hallacas, donde eran más caras. Las de Claudio Nazoa costaban oro y muchos especulaban endosándole su autoría. Llegada la madrugada del día de la hechura, en el vecindario se respiraba un aroma que plasmó un poeta: “largo como una plegaria”. Aroma infinito.Aroma de unidad. Además, la hallaca es un plato que desde su origen fue mundial, es decir, contribuyó a la “globalización”, ya que integró delicias de otras latitudes: aceitunas, pasas, alcaparras, que se compraban en cualquier negocio como si se cultivaran por allí mismo. El vino de Marsala, de origen Siciliano, se conseguía fácil como buscar un jugo de mango. Las aceitunas viajaban desde el mediterráneo, las alcaparras del oriente medio, las uvas y pasas también venían de los confines europeos.

Luis Velázquez Alvaray

El mundo está flaco

Existen escenas injustificables en un planeta que Dios se encargó de entregarle riquezas por doquier. Países donde sus habitantes permanecen en una emergencia humanitaria, es una clara muestra de injusticia. Cada año, tres millones de niños mueren por causa de la desnutrición que destruye su sistema inmunitario.

Luis Velázquez Alvaray

Derecho a la alimentación

La Constitución y la legislación nacional, así como el derecho internacional, expresan el carácter obligatorio que tienen los Estados de mantener los mecanismos que sean precisos para alimentar a la población debidamente.

Luis Velázquez Alvaray

La industria del saqueo en Pdvsa y el recuerdo del general Alfonzo Ravard

La industria petrolera nacional actual es el reflejo de la administración pública roja y desastrosa. Al sufrir esta calamidad muchos venezolanos recordamos con nostalgia los grandes gerentes del país, que nos hicieron fuertes en el mundo. Además, fueron muchos. No alcanzaría el espacio para tantos ejemplos de tan ilustres administradores públicos.

Luis Velázquez Alvaray

Rafael Ramírez, de rojo-rojito a confidente del imperio

Este personaje Rafael Rámirez se convirtió en magnate, robándose hasta el gas de las tuberías de Pdvsa.

Luis Velázquez Alvaray

El Mugabe tropical

Zimbabue cayó en manos de un tirano una vez que logró la independencia de los británicos en el año 1980. En Venezuela la dictadura surgió después que éramos un país democrático, al entregar los chavistas el control del Estado al gobierno comunista de Fidel Castro.

Luis Velázquez Alvaray

En el Ejército venezolano la procesión va por dentro

La situación del Ejército venezolano es un verdadero desastre. Los cuarteles son un infierno, reflejo de un país vuelto leña por este grupo de forajidos que nos gobierna.

Luis Velázquez Alvaray

Halloween en Miraflores

Influenciado por sus dueños cubanos, la dictadura venezolana dice ser fuerte porque está apoyada por fuerzas sobrenaturales que la protegen de los embates de sus enemigos. Igual que Hugo Chávez, Maduro se muestra insultante con Dios y últimamente la ha emprendido nuevamente contra la iglesia Venezolana, como bien lo reseño en días pasados el cronista Robert Alvarado.

Luis Velázquez Alvaray

La Causa Ramos

En esta hora selvática que vive Venezuela se hace necesario el rescate de la discusión franca y sincera de todos los sectores sociales que confluyen en la necesidad darle un nuevo rumbo al país.

Luis Velázquez Alvaray

El país navega en aguas profundas

Son suficientes los comentarios sobre lo acontecido en un proceso electoral funambulesco, lo que es lo mismo, extravagante, grosero.

Luis Velázquez Alvaray

De Pérez Jiménez a los asaltantes rojos

Se ha notado en la redes sociales manifestaciones resaltando la dictadura Perezjimenísta, contrastándola con la tiranía actual, para concluir que el primer tirano hizo obras mientras los de ahora las destruyen. Lo importante es que los propulsores de esta interpretación errada de la historia son dirigentes del llamado abstencionismo, convertidos en las principales palancas del régimen que dicen combatir.

Luis Velázquez Alvaray

Los niños de Venezuela

Invade la tristeza observar cómo Venezuela ha sido convertida en tragedia, pesadilla, oscuridad: muerte, desolación, angustia.

Luis Velázquez Alvaray

El último informe de la ONU sobre la violación de los DDHH en Venezuela

La oficina del Alto Comisionado de la Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ACNUDH), ha entregado un informe demoledor sobre las violaciones por parte del gobierno en el contexto de las protestas del 1 de abril al 31 de julio de 2017.

Luis Velázquez Alvaray

La Virgen de Coromoto y su país destrozado

Los venezolanos en todo el mundo celebramos nuestra Patrona la Virgen de Coromoto cada mes de septiembre. Apesadumbrados hoy, como estamos los casi 30 millones de habitantes, ella observa que cada minuto nos destruyen todo, incluyendo los valores espirituales que millones impulsamos, nos convierten en un país a la deriva, con un gobierno que somete a sufrimiento una sociedad que fue ejemplo de gobierno democrático.

Luis Velázquez Alvaray

La constitución y el futuro

Mientras en el mundo se discute el futuro, a la luz del poderoso movimiento digital que está borrando las formas de organización tradicional en todos los campos del jeroglífico social, en nuestro país es al revés. Los pasos que damos son de mastodonte, con un grupo violento, enquistado en las distintas instancias del Estado, tomando medidas que solo podrían ubicarse en la prehistoria de la humanidad. Gobernantes amarrados a la violencia, al engaño y al castigo, como forma de gobierno.

Luis Velázquez Alvaray

El precipicio de la economía

Cuando asumió fraudulentamente la Presidencia de Venezuela se presumía, por sus actuaciones públicas, que era un pirata sin parche y sin escrúpulos, sin formación alguna que no fuera la violencia paramilitar. Que regiría una Venezuela ya convulsionada, apoyado por militares mediocres, ladronescos y vagabundos, que dirigen casi todas las instancias ejecutivas, sin preparación alguna y con las manos libres para desfalcar el erario como efectivamente lo hacen cada minuto.


Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com