end header begin content

Opinión

Columnistas

Apretada biografía esequibana

Frecuentemente nos preguntan sobre nuestro marcado interés en la reclamación del Esequibo. Cierto, pertenecemos a una generación sensibilizada por el problema, desde la edad escolar y, aunque luego privilegiamos otras áreas del conocimiento y del desempeño político, el deber parlamentario nos reorientó hacia un asunto tan vital y trascendente.

salario militar vs salario universitario

Mejor alternativa es la de ir directamente al video, relacionado con el encuentro de Nicolás Maduro con el Estado Mayor Superior Ampliado, como lo refirió Vladimir Padrino, a propósito del aniversario de tres promociones de la oficialidad militar. Siendo varias las materias tratadas, nos reducimos a tres notas importantes de la celebración.

Guindados a una buseta

Consabido, son cada vez más escasas y encarecidas las unidades públicas de transporte. Repletas de personas y, a veces, también de peroles, hay quienes se resignan literalmente a guindarse de sus puertas, por mucha o poca edad que tenga.

Buscando lo que no se le ha perdido

Válido el cuestionamiento de la gestión de Mariano Rajoy, aunque las diligencias judiciales no lo involucran directamente, es necesario recordar el contexto de la crisis de gobierno que dice ahora zanjar Pedro Sánchez. El solo problema de los separatistas catalanes, obliga a asumir con sobriedad y responsabilidad una situación que, por lo demás, si bien es cierto no es idílica, tampoco apunta al seguro colapso ético, económico y social que fue la tumba que cavó en su momento el PSOE.

Foro militar

La semana pasada intervinimos en el foro “Presente y futuro de la Fuerza Armada Nacional”, promovido por la Asociación de Profesores de la Universidad Simón Bolívar (APUSB) y el Frente Institucional Militar (FIM), junto al vicealmirante Huizi Clavier, general Rodolfo Camacho Rincones, vicealmirante Jesús Briceño García, profesor Luis Alberto Buttó y, moderándolo, profesor William Anseume. Desde diferentes perspectivas, abordamos con sobriedad y consistencia una materia de inevitable actualidad por las consabidas circunstancias que atravesamos.

¿Y este silencio sobre el Esequibo?

Las amargas circunstancias recientes, quizá fuerzan a evadir un problema que persiste y, en definitiva, es no es posible enmascararlo. Hay un silencio generalizado sobre el Esequibo y la suerte de su reclamación que ensordece, llenándonos de interrogantes, con tres excepciones.

Banco de espera

Asunto ineludible, lo que está ocurriendo con la banca privada no es poca cosa. La otra cara de la Venezuela saudita del siglo XXI, cuyos resultados catastróficos están a la vista, guarda en sus alforjas una historia que tardará varios años en revelarse con la exactitud esperada.

Historia de las ideas en Venezuela

Quebrada la imprenta en Venezuela, por fortuna, hoy, tiene salida digital un título de extraordinario interés, recientemente presentado en una librería caraqueña: “Historia de las ideas en Venezuela (estudios breves)” de David Ruíz Chataing (UCAB – UPEL – Unimet. Caracas, 2017). Cerrando el ciclo abierto con su “Historia Intelectual en Venezuela” (2011), adentra el bisturí en un legado de ideas, escuelas y tendencias de inevitable sincretismo, surgido del – por cierto, lento - país que no renunció a la polémica, aunque fuese predominantemente analfabeto.

Bienvenido, Mr. Marshall

Todavía resplandecen los improperios que lanzaban contra el FMI, hambreador e inescrupuloso asaltante de la economía venezolana. Otro tanto ocurría con el alza de la gasolina o del transporte público, por módico que fuese, aunque, en crisis, ella no había penetrado la intimidad misma de cada hogar, como ahora.

Antejuicio para un triste aniversario

La Fracción Parlamentaria del 16 de Julio (F-16J), responsable y oportunamente, planteó iniciar el debate habida cuenta de la consabida decisión del legítimo Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), en la pasada sesión de una Asamblea Nacional que no podía decirse ajena a un hecho notorio, público y comunicacional. Consignando copia de la decisión, con el aplomo y la prudencia que reclamaron las circunstancias, el diputado Juan Pablo García propuso la modificación del Orden del Día, pues, suele ocurrir, ni siquiera consultan con antelación el temario de la reunión.

Una política para el amplio compromiso esequibano

Paradójicamente, propio de la más aguda mentalidad rentista, solemos confiar más en las supuestas predicciones astrológicas que en las tendencias y escenarios pautados por una ineludible realidad objetiva. Desde hace más de un año, pública y abiertamente, la Secretaría General de las Naciones Unidas decidió un plazo perentorio para que Venezuela y Guyana resolviesen la consabida controversia y, en caso contrario, le correspondería a la Corte Internacional pronunciarse al respecto. Entonces, a nadie debe sorprender lo que ha ocurrido en el presente año, añadida las agresivas diligencias del vecino país ante La Haya que, faltando poco, dan alcance a Anacoco.

Sospechoso vacío

De versar sobre la política, convengamos en un oficio y una vocación muy particular. Cuenta con una naturaleza, características y alcances propios. La elemental premisa nos remite al campo de las convicciones y experiencias que también la explican, en determinadas circunstancias y condiciones históricas. Y, como ocurre en cualesquiera ámbitos de la vida social, ella incurre en aciertos y fallas, algunas garrafales y otras trágicas.

Entre el ardid y la epopeya: militaridad

La reciente detención del general Víctor Cruz Weffer, ícono del llamado Plan Bolívar 2000 que, en su momento, prolongó el aplauso de propios y extraños, o el tardío debate parlamentario que esbozó la actual y consabida situación de la Fuerza Armada Nacional, obliga a ensayar una perspectiva distinta a la mera y, huelga comentar, censurada circunstancia noticiosa. Oportuna y pertinente es la que ofrece José Alberto Olivar: “La militaridad: Prospecto ideológico del Estado Cuartel en Venezuela”, parte de una valiosa compilación que dirige, junto a Luis Alberto Buttó, ya en circulación, bajo el título “Entre el ardid y la epopeya: Uso y abuso de la simbología en el imaginario chavista” [Negro Sobre Blanco, Caracas, 2018: 251-276].

Copi en Nueva York

Todavía circula la fotografía de Samuel Moncada y Henry Falcón bajo el cielo neoyorkino. Yendo más allá de la oficina de representación en Caracas, la ONU está impuesta de las inquietudes generadas por la sola convocatoria de los comicios presidenciales en nuestro país.

Degradación militar y Estado de Derecho

Afectando, entre otros, a Raúl Isaías Baduel, Herbert García Plaza y Juan Carlos Caguaripano, Nicolás Maduro decretó recientemente la degradación y expulsión de un conjunto de militares procesados o en situación de retiro, abriendo otra sección a la crisis que ha generalizado y agudizado en todos los órdenes. Se ha dicho, no menos curiosa fue la circunstancia de ascender a oficiales ya retirados, como ocurrió en 2013, sin que sepamos aún de la debida y oportuna publicación en Gaceta Oficial.

Pedagogía de la militarización

Aficionados a la disciplina, sacamos tiempo del tiempo, nos acercamos recientemente a la III Jornadas de Reflexión sobre la Enseñanza de la Historia, realizada en el auditórium Hermano Lanz de la Católica. Huelga comentar, fue una jornada de extraordinarias ponencias que concluyeron en una convicción y propósito: el urgente cambio curricular, en el ámbito de la educación primaria y secundaria, prisionera de los intereses ideológico-partidistas de un régimen que también improvisa groseramente las herramientas empleadas. No obstante, nos llamó la atención la disertación de José Alberto Olivar en torno a la llamada educación pre-militar de antaño y hogaño.

Transición en la transición

Días atrás, ocurrimos a la excelente exposición “cerrada” de un destacado politólogo del cual, frecuentemente, discrepamos en torno a sus posturas públicas. Versó sobre las transiciones post-dictatoriales universalmente conocidas, arribando a conclusiones que suscitan inquietud, aunque – en lo personal – jamás resignación.

Letra de imprenta

Un dato universal, el desarrollo tecnológico de las impresiones digitales, ha permitido darle la suficiente claridad, como adecuada precisión, a la documentación que ha de cumplir con determinados requisitos formales para que tenga suficiente eficacia jurídica. Por ello la distinción entre la llamada letra de imprenta y la caligrafía personal, pues, ésta, justamente por personal, tiende a equívocos o confusiones a la hora de celebrar un contrato de compra-venta, fijar un acto administrativo o cualesquiera otras diligencias que generen efectos entre las partes o comprometa a un número mayor de personas que las relacione.

Sociedad civil y El Esequibo

Es necesario decirlo de un modo directo y tajante: si no fuese por la sociedad cvil organizada, el problema del Esequibo hubiese perdido importancia, jerarquía y significado. Mientras que al poder establecido le importó un bledo, desde el instante mismo de su ascenso, respondiendo por inercia a la Política de Estado que heredó hasta destruirla, diferentes entidades de la llamada sociedad intermedia, mantuvieron viva una justa causa histórica, incluyendo la propia vivencia en tierras eequibanas.

Sojuzgamiento cotidiano

Recientemente, un amigo fue y volvió de Chile para explorar la posibilidad de mudarse con el resto de su familia. Viajó, además, con la idea de encontrarle un forro adecuado para el último modelo de un costosísimo celular que, al parecer, abre sólo en casa o lo detalla entre las piernas cuando maneja, cumplimentándole el otro las tareas ordinarias de comunicación.

Tragedia y necedad

Lo más importante de la tragedia es la tragedia misma, por más que la dictadura trate de ocultarla. Y ni siquiera eso, pues, ella misma se ha interesado en su difusión para escarmentar a quienes le hagan aún la más tibia oposición.

Ambre

Sabemos que es muda y nunca invisible, pero – irremediable – nos comemos la letra. Innegable, ya la basura no alcanza para todos.

La tentativa legislativa

Usurpadas sus potestades, competencias y atribuciones por la tal constituyente, aparentemente ha sido inútil el esfuerzo de legislación de la Asamblea Nacional. Debidamente sancionadas algunas leyes en dos años de ejercicio, el Ejecutivo ni siquiera las consideró y devolvió, sino que las remitió al TSJ, instancia que se encargó de pulverizarlas.

De un insólito diálogo para diciembre de 1957

El descenso de la dictadura perezjimenista, finalmente estrepitoso, respondió a un complejo proceso político que, sorprendentemente, ahora no ostenta la obviedad ganada en otros tiempos. Consabido, la crisis gubernamental que, en propiedad, fue la de unas Fuerzas Armadas que le sirvió de expreso soporte institucional, interiormente conmocionada, expresando las realidades sociales y económicas que se empinaban a pesar de las amables apariencias, dispensó un interesante abanico de posibilidades, rápidamente esfumadas.

Caminar con los reporteros de Belén

Navidades particulares las nuestras, nos hemos deslizado lentamente desde los festejos sauditas, los que se resisten fieramente en el inconsciente colectivo, autorizados sólo para los elencos del poder, a los de una tregua inaudita bajo el imperio de la escasez, con la pretensión de chantajear y sojuzgar a las grandes mayorías. No obstante, antes dizque inaudible, el redescubrimiento es el del llamado de Jesús para los creyentes y aún no creyentes que anhelan la paz que no se entiende, ni se entenderá, sin la libertad, la justicia y la solidaridad que la acrediten.


Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com