end header begin content

Opinión

Columnistas
Leandro Rodríguez Linárez

El 20M no es un “sube el telón, baja el telón”

¿Qué va pasar luego del 20 de mayo? Es una interrogante revestida de redundancia y descontextualización, ese evento no se circunscribe dentro de la jocosidad de los cuentos urbanos “sube el telón, baja el telón” no es una fecha mágica que marcará una ruptura que haga girar ipso facto 180 grados nuestra realidad… lo que va a pasar ya está ocurriendo desde hace tiempo y continuará pasando, cada vez más a prisa, mucho más profundo.

Leandro Rodríguez Linárez

El voto reflejo

No es secreto que un candidato que enfrente al gobierno le daría otra paliza electoral al chavismo similar o peor a la del 6D de 2015, sin embargo, el gobierno, a sabiendas de su legitimidad en extremaunción, ha prefabricado elecciones de segundo grado para asegurar la continuidad del castrismo en Venezuela: ha impuesto candidatos, electores y, según Smartmatic, resultados. Pero ello no queda allí, la desinstitucionalización le permite utilizar a placer recursos e instituciones públicas antes, durante y después de la campaña electoral.

Leandro Rodríguez Linárez

Chavismo, ¡el poder sin autoridad!

Es necesario saber a qué nos enfrentamos los venezolanos desde hace 18 años, nuestra historia poco nos puede ayudar pues la complejidad de este fenómeno lo hace tan único como trágico. El problema del país bajo la pesada bota roja no es lo que existe sino lo que no… y lo que no existe en Venezuela es institucionalidad, entendiendo la institucionalidad como el irrestricto apego a la ley, al profesionalismo intrínseco en las estructuras del Estado, a la ética y la moral que se desprende de esa irremplazable fórmula.

Leandro Rodríguez Linárez

Locos electorales

Tras un revocatorio vulgarmente aniquilado (jurídicamente hablando) y una “constituyente” (muchísimo más importante que una presidencial) ilegal e ilegítima, que además descansa en un gran charco de sangre proveniente de más de un centenar de venezolanos asesinados por oponerse a ella, pretender que el gobierno finalmente cederá en estas condiciones ante lo electoral nos parece fantasioso.

Leandro Rodríguez Linárez

El peligro del 20 de mayo

Supongamos se mantiene la fecha del 20 de mayo, aunque la fecha es lo que menos importa pues lo medular es la desinstitucionalización que día a día desbarata la nación, ese ominoso día Venezuela quedará sin ejecutivo, los países geopolíticamente influyentes del planeta han dicho no reconocerán a un presidente electo en las inconstitucionales condiciones de prefabricación electoral.

Leandro Rodríguez Linárez

Fórmula para democratizar a Venezuela

Ninguna era de la historia de Venezuela tiene semejanza con la apocalíptica realidad de hoy, pero sí guarda intima relación con la historia cubana… el chavismo no es un proyecto país, es un proyecto de poder y debe ser tratado como tal. Manoseó la democracia todo cuanto pudo a través del populismo salvaje que le permitió el boom petrolero, pero ido éste, comenzó exhibir sus tiránicos huesos.

Leandro Rodríguez Linárez

¡Votoadicción!

El voto es lo más sagrado en un Estado democrático, el sufragio popular apegado a la constitución es la más elevada sacritud, la única vía para definir el destino del país. Es por ello que nuestra carta magna en su Artículo 347 proclama literal y excesivamente claro “el pueblo de Venezuela es el depositario del poder constituyente originario”, amén de ser el único quien puede convocar a una nueva constitución, a pesar que permite a otros la iniciativa, como al presidente, a la Asamblea Nacional y a una representación ciudadana, es el pueblo en mayoría (vía voto) el único quien finalmente debe convocarla o no.

Leandro Rodríguez Linárez

Lo Electoral Q.E.P.D.

Fuimos partidarios que las regionales eran el último intento ciudadano para desmontar un régimen kakistocrático con animadversión a lo venezolano a través del voto, sin embargo, ello no fue comprendido. Las regionales eran las primeras elecciones luego del inconstitucional asesinato del revocatorio y del fracaso constituyente.

Leandro Rodríguez Linárez

Política prefabricada para fanáticos

La política es probablemente la ciencia más inexacta y por tal motivo no hay recetas ni predeterminaciones, carece de axiomas, es por ello que las leyendas urbanas de este tipo son solo eso “leyendas”, pero son utilizadas por unos y otros a conveniencia propia. En la política lo real, lo cotidiano, lo palpable, es lo único que debe gozar de credibilidad.

Leandro Rodríguez Linárez

Pueblo, gobierno y oposición incompatibles

¿Qué es lo que el pueblo quiere? Jerarquizar qué queremos resolver los venezolanos es difícil, pues el chavismo ha hecho de nuestros problemas los más graves del planeta, como la inflación y la inseguridad. Sumémosle a esa dantesca lista el caos de todo el espectro público inepto/corrupto y la muerte lenta de lo privado, que en estos luengos 19 años se ha reducido 70%. Hoy los habitantes de este país en vergonzosas ruinas deben comprar su propio dinero para obtener efectivo, pagando comisiones de hasta 100% o más. Comprar es una odisea, no se consigue lo que se busca, sí se encuentra no se puede pagar, bien sea por su costo, porque “los puntos no pasan” o porque las páginas de los bancos viven colapsadas evitando las angustiosas transferencias, este colapso no es por la cantidad de usuarios, sino por lo abandonado y atrasado de nuestro internet, de los sistemas de comunicaciones, el más lento y atrasado de la región.

Leandro Rodríguez Linárez

Realmente… ¿vale la pena votar?

El voto es el arma, la herramienta de los demócratas, aún más cuando los avances tecnológicos les robaron la privacidad a los regímenes autocráticos. Somos partidarios que “voto sí saca dictadura” pero los tiranos no entregan el poder limpiamente a través de elecciones universales, libres, secretas ni directas, sin embargo, las violaciones a la constitución, a la democracia (en el caso venezolano) están quedando registradas ante el mundo, conforme, la comunidad internacional está actuando en defensa de un pueblo secuestrado por la violencia institucionalizada de unos cuantos.

Leandro Rodríguez Linárez

Maduro Vs. Falcón

En las desnaturalizadas, injustas e ilegales presidenciales del 20 de mayo se yerguen solo dos candidatos, los demás son intentos desesperados, no sabemos sí por parte del régimen para intentar llevar a cabo su macabro plan “electoral” o por ambiciones personales de los participantes, desprovistas de lógica, sensatez, de factibilidad.

Leandro Rodríguez Linárez

¡No hay que votar! Entonces, ¿qué hacer?

Lo primero a comprender es que estas “presidenciales” no son elecciones democráticas, al igual que la constituyente, regionales ni municipales, solo se enmarcan como meros actos gubernamentales. Desde el asesinato de revocatorio, de la manera más villanesca posible (jurídicamente hablando), el gobierno vía CNE, TSJ, y posteriormente ANC, fulminó la vía electoral, reemplazándola por actos donde impone candidatos, electores, resultados, utilizando para ello los recursos e instituciones que deberían ser del Estado, pero están secuestrados por el Psuv.

Leandro Rodríguez Linárez

10 razones para no participar en las presidenciales

Expresamos nuestra opinión del por qué los venezolanos no debemos avalar un acto gubernamental al que se pretende calificar como proceso electoral “democrático”… veamos:

Leandro Rodríguez Linárez

El 22 de abril, fecha vital para nuestra democracia

El próximo 22 de abril es una fecha sumamente importante, casi vital para nuestros anhelos democráticos, sin embargo, el que la oposición postule candidatos y que el pueblo acuda a votar sería un gravísimo error, una torpeza inexcusable… parece contradictorio, pero nos explicamos:

Leandro Rodríguez Linárez

Votofobia

En 2012 Chávez, como lo confesara Jorge Giordani, echó mano a todo el erario de la nación para poder triunfar en las presidenciales, a pesar de ello, obtuvo el triunfo por un poco más de un millón de votos. En abril de 2013, con misma estratagema, Maduro se alza triunfador con apenas 226 mil votos por encima de Capriles, en unas elecciones que no se quisieron auditar al 100%.

Leandro Rodríguez Linárez

En cualquier escenario ¡El pueblo sufrirá!

No se trata de ser amarillistas ni alarmistas, los venezolanos no necesitamos un empujón para vivir sumergidos en la intriga y la desdicha, simplemente se trata de esclarecer los motivos del por qué haga lo que haga el gobierno redundará inevitablemente en sufrimiento para el pueblo:

Leandro Rodríguez Linárez

¡Estas presidenciales no son unas elecciones!

Dentro de las particularidades que embriagan al país, una de las principales es que, al parecer, fuera de nuestras fronteras hay mayor claridad de lo que aquí ocurre… no es un criterio solo aplicable a la diligencia política, sino a la población también.

Leandro Rodríguez Linárez

La hora de los pantalones bien puestos

Hay quienes creen que no acudir a las “presidenciales” sería un error, tal como ocurrió en las parlamentarias de 2005, ello es ¡Falso! En primer lugar, Chávez nadaba en petrodólares, el populismo estaba en su máxima fosforescencia, aún acudiendo a esos comicios la oposición solo hubiese podido obtener a lo sumo 20 parlamentarios, el régimen no necesitaba consumar un fraude elaborado (más allá de la utilización los recursos del Estado sus actos de campaña, marca de fábrica del chavismo) la popularidad del expresidente en esos momentos permitía consumar procesos electorales, con vicios si, pero la voluntad del pueblo en mayoría se imponía.

Leandro Rodríguez Linárez

Los 3 escenarios electorales

Primer escenario: En virtud de la prefabricación de las presidenciales a la medida más exacta posible a los intereses del gobierno, la oposición decide no asistir. Este escenario depararía al gobierno el triunfo de Maduro, sin embargo, como ya es vox populi, dicho advenimiento no sería reconocido por la las organizaciones ni países más influyentes del planeta, al contrario, acarreará más sanciones al gobierno, su aislamiento definitivo, traducible en dramáticas consecuencias que sufrirá el pueblo; la escasez, inflación y la caotización del espectro publico/privado de hoy serán apenas la antesala a lo que vendrá.

Leandro Rodríguez Linárez

Señor Maduro, ¡reflexione!

Desde diciembre 2015 los venezolanos fuimos condenados a pagar las consecuencias que genera el que su gobierno se resista aceptar la voluntad del pueblo; primeramente, tras el triunfo de la oposición, su régimen restó 3 diputados legítimamente electos a la Asamblea Nacional, uno a uno fue anulando todas leyes y demás actos legislativos, entre los que se encontraban instrumentos que podían haber beneficiado al pueblo, incluso, a su gobierno. Finalmente, el TSJ dio el tiro de gracia, la inhabilitó bajo un presunto “desacato” inexistente. Ello le costó a la nación la imposibilidad de contraer financiamientos internacionales, pues aprobarlos es facultad intransferible del parlamento, los demás países así lo exigen.

Leandro Rodríguez Linárez

Chavismo, ¿final a corto o mediano plazo?

Lo hemos dicho en reiteradas ocasiones, el chavismo no es una ideología ni una corriente política, es una mentalidad explotada por un populismo que, aunque comenzó con algo de sofisticación, culminó siendo uno más del montón, tan vulgar como sus predecesores. El deshonroso espectáculo decembrino de protestas por un pernil regalado y los bonos en época electoral son la mejor demostración de su pedigree.

Leandro Rodríguez Linárez

Presidenciales trágicas

El gobierno más rechazado de nuestra historia se encuentra desplegando lo que pueden ser sus últimas jugadas, en menos de un año suma el fracaso de la ANC y posteriores procesos electorales en los que sus “triunfos” no les significó nada, pues fueron flagrantes las violaciones a la Constitución y a todos los preceptos democráticos. Asimismo, intenta modificar el control de cambio con repetidas fórmulas fracasadas y apuesta a un bono disfrazado de criptomoneda, más lleno de dudas que de esperanzas, el gobierno tiene credibilidad cero en el mundo entero. Su último cartucho son hilvanar unas presidenciales con el mismo patrón de ilegalidad e ilegitimidad, al respecto:

Leandro Rodríguez Linárez

Las dramáticas consecuencias de unas presidenciales fraudulentas

El chavismo se ha convertido en una tiranía que al no darle formalmente “el palazo a la lampara” utiliza las instituciones públicas secuestradas para simular legalidad, una legalidad incomible, emanada de interpretaciones divorciadas del derecho, solo emparentada con el recurso literario del realismo mágico. En igual condición se encuentra su legitimidad, forzada, obligada, basada en la inhumana manipulación.

Leandro Rodríguez Linárez

Petro y alma llanera…

El “Petro”, como han dicho distinguidos especialistas, no es una criptomoneda, no cumple con las características para serlo, no es más que un bono que emite el gobierno en contra de la constitución, así como de la ley de hidrocarburos, pues compromete yacimientos minerales y petroleros. Maduro lo hace como un intento desesperado para continuar financiando la imposición del modelo cubano de élites, ante las sanciones que le produjo evadir el revocatorio, por todo lo que causó y significa la ANC, así como por la realización de regionales y municipales alejados de la constitución, del espíritu democrático y, al parecer, debe esperar más sanciones por lo ocurrido en El Junquito.


Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com