end header begin content

Opinión

Columnistas
Beltrán Vallejo

Del 16N al después de ese día

No me gusta el fechismo en el quehacer político venezolano. Siempre hemos pecado de coyunturalistas, lo que nos ha convertido en frustrados. Claro que es importante el día a día, y el momento político, pero está demostrado que las luchas se rigen por variables que se desarrollan en los planos de lo mediano y largo plazo.

Beltrán Vallejo

El país donde los hospitales son una sentencia de muerte inmediata

La tragedia de la salud en Venezuela ha generado que el paciente en esos hospitales sea el ser más desprotegido de esta tierra. Sobre nuestros enfermos y heridos, sobre nuestros hospitalizados, durante su estadía en dichas cochinadas les cae toda la calamidad que significa el sistema público de salud. Da pena los recién nacidos muertos, las parturientas que dan una vida a costa de la suya; vergüenza nacional son los enfermos de diálisis que caen en manos de las bacterias.

Beltrán Vallejo

Rosneft, “la reina de Venezuela”

Yo lamento que el ámbito geopolítico siga sin el suficiente desarrollo comunicacional y pedagógico, por parte de los demócratas, para transmitirle eficazmente a la sociedad venezolana entera la comprensión de sus efectos.

Beltrán Vallejo

¿Por qué no seguimos el ejemplo de esos pueblos que luchan?

Mientras el mundo se percata de que los pueblos de varios países no son sumisos ante los atropellos y errores de sus gobiernos, parece que aquí en Venezuela se impuso una paz social enfermiza, una pesada cobardía colectiva, un individualismo atroz y un pueblo contra pueblo, sin arañar siquiera al responsable verdadero de todas nuestras desdichas: Nicolás Maduro.

Beltrán Vallejo

“En Turquía van muchos a abrir cuentas nuevas”

Desde los albañales también se escuchan gritos y lamentos. La oscuridad se abre ante el chillido de los murciélagos espantados. ¿Será que hay perros que ladran cuando ven su sombra?

Beltrán Vallejo

Mensaje a García para los que soñaban con la invasión gringa

Lamentablemente para los nacionalistas criollos, el rompecabezas de una Venezuela sometida al neototalitarismo tiene su base en el contexto de una especie de guerra fría de intereses geopolíticos. Precisamente, pasan cosas allá afuera, y alguien dirá, ¿y que tiene que ver eso con nuestro país?

Beltrán Vallejo

Del poder popular al “sapeo” del RAAS

Con el pasar de los años el aquel llamado Poder Popular de las Comunas, consejos comunales, contraloría social, consejos locales de planificación, y todo ese ditirámbico ecosistema de tejido social, impregnado de las ínfulas de participación ciudadana contempladas en la Constitución, derivó ridículamente en la ratificación del hambre crónica, que así es como se concibe la organización del CLAP. No contento con eso, ahora Maduro viene con una fulana Red de Articulación y Acción Sociopolítica (RAAS), donde el protagonismo popular queda en una fase que no tiene que ver con empoderamiento ciudadano, sino con el chivatismo, la soplonería, la delación y una perruna inteligencia social en aras del control sociopolítico de un pueblo hambreado, necesitado y cansado de tanta paja.

Beltrán Vallejo

Ecocidio, otro delito del régimen de Maduro

En estos días, a raíz de la Cumbre del Clima en Nueva York, el tema ecológico ha tenido un protagonismo intenso como repercusión mundial ya que dicha jornada también se pintó como un “ecosistema” complejo en lo que se refiere a referentes, mensajes y determinaciones, donde lo más significativo como producto fue el de convertirse en un dolor de cabeza debido al cromatismo mediático y social imperante en la ONU, al punto de que quedó en el tapete el protagonismo adolescente de la activista ambiental Greta Thunberg, como también la presencia sorpresiva de un Trump silencioso en esa materia, como también el hecho de que todo se fue en retórica ditirámbica; es decir, pareciera que el destino de la humanidad sirve sólo para las panderetas y timbales.

Beltrán Vallejo

Otra vez el mismo montaje

De pantomima en pantomima. Definitivamente el régimen de Maduro no tiene tiempo, ni disposición ni sesera para dedicarse a ver como frena el barranco hiperinflacionario, la destrucción del salario, la crisis de los servicios públicos, el derrumbe del sistema de salud, la parálisis del transporte público, entre otras calamidades acrecentadas por su desidia, su corrupción, su burocratismo y su incapacidad. A todo eso no le para porque está más pendiente de la carantoña, de los montajes, de las manipulaciones y de burdos show mediáticos en compañía de ´personajes sin pudor, en compañía de pillines que ya está bueno pues habrá que darles duro por integrarse, de nuevo, a una componenda que debe tener como respuesta la lucha social, política y de calle con mayor intensidad, inteligencia y amplitud.

Beltrán Vallejo

¡Gringos, apunten bien; no apunten al pueblo!

La palabra “sanciones” vuelve a retumbar en el firmamento oscuro sobre nuestro afligido país. Hace unos días, el director del Consejo Nacional de Estados Unidos para el Hemisferio Occidental, Mauricio Clavel–Carone, afirmó textualmente que “vienen más sanciones”, y también dijo que “todavía nos quedan muchas medidas por hacer”; incluso, hizo referencia de que nos aplicarán una tal “caja de herramientas” (quizás sabe que los venezolanos estamos comiendo “clavo”).

Beltrán Vallejo

Agosto negro

Agosto fue el mes del bolívar descuartizado a un ritmo vertiginoso. El dólar, finalizando el mes de julio, cerró en 11.866, Bs. S.; finalizando agosto, lo vemos traspasando los 26.000Bs.S; en un mes se incrementó en más de 14.000 Bs. S. Por supuesto que en el momento de publicación de estas notas, el bolívar seguirá cavando su tumba, haciéndola más honda, vía quizás la quinta paila del infierno.

Beltrán Vallejo

Elecciones de pacotilla y la chulería política

Mientras el venezolano amanece todos los días más pobre que 24 horas antes, más pobre que el mes pasado, y 5 veces más pobre que el año pasado, el régimen de Maduro, en el plano de su maldad, pretende convocar unas elecciones parlamentarias como refrito de la pantomima electoral del 20 de mayo, esa que nos llevó a la rabieta que estamos viviendo, y cuyo resultado será más golpes al estómago del venezolano, pero que para algunos políticos de deslucido oficio significará un gran negocio en eso de adornar con un barniz de supuesta pluralidad otro hecho delictivo de elecciones a la medida del régimen.

Beltrán Vallejo

Maduro, ¿es que recuerdas a Walesa?

Tremenda vitrina para un “Presidente Obrero”: se trata de que hace unos días, Rubén González, carismático líder sindical de Guayana, fue sentenciado a 5 años y 9 meses de prisión, y recluido en la cárcel de La Pica. Fue juzgado por un tribunal militar que le imputó sentencia por dos delitos: “ataque al centinela y ultraje a la Fuerza Armada Nacional”.

Beltrán Vallejo

Las sanciones, “ser o no ser, esta es la cuestión”

Aporto mi comprensión sobre el tema medular de las sanciones, un tema tan significativo que se asemeja a un eje transversal que cruza la política internacional y nacional, que está arraigado en la confrontación por el poder en Venezuela, que gravita en la cotidianidad sufrida del venezolano, y que parece la llave que abre el baúl de donde se escapan muchas cosas, pero quedando, muy al fondo de él, algo que se llama “esperanza”.

Beltrán Vallejo

En la lista

El país todo recibe el impacto de una noticia que nos hace recordar el evento histórico de un Manuel Antonio Noriega capturado en Panamá por fuerzas militares de EEUU, dentro del marco de una invasión con miles de muertos, y que derivó en la prisión de aquel dictador panameño durante muchos años, enjuiciado como narcotraficante.

Beltrán Vallejo

Los rusos al norte de Paria

El meollo de la crisis venezolana se encuentra en una dimensión terriblemente compleja, cuyas condiciones tienen que ver con las ingentes capacidades energéticas de Venezuela, que son las que estimulan un juego trancado en el ámbito de los potentes actores internacionales que están participando activamente en la confrontación venezolana. Así que olvidémonos de ese término manoseado y bobalicón que llaman “soberanía”; eso definitivamente se acabó en la actual lucha que ha tenido como colofón la presencia de un contingente militar ruso en nuestro suelo patrio, creo que por primera vez en la historia.

Beltrán Vallejo

El país no está para chapuzones

Estas líneas, que quede claro, no forman parte del “absolutismo” de sanedrín que hizo fiesta rabiosa con Juan Guaidó cuando por ahí hizo su aparición una fotico de él lanzándose al agua en un momento de relajo, más que de relajamiento, que tuvo durante su gira en Nueva Esparta, a donde llegó en un formato “invasionista” en bote peñero.

Beltrán Vallejo

¿Qué estamos haciendo?

Pareciera que todas nuestras esperanzas en torno al fin del modelo neototalitario en Venezuela, y el inicio de un proceso de recuperación económica y social, se han centrado en lo internacional; eso es preocupante y lamentable. Aquí, dentro del país, ¿qué estamos haciendo los que “supuestamente” quieren salir del régimen que desgobierna y abusa en Miraflores y en Fuerte Tiuna?

Beltrán Vallejo

¿Cómo queda el “progresismo” con Bachelet?

En principio, desde este espacio pido disculpas por algunas expresiones de mi parte sobre la señora Michelle Bachelet, publicadas en un artículo anterior y a través de Facebook. En ese orden de ideas, debo también reconocer que desde la perspectiva del organismo internacional para quien ella trabaja, su informe definitivo sobre Venezuela es severo. Por supuesto, quizás no esté en sus funciones, pero esperamos que su trabajo abone en un expediente que algún día deberá coronar en la Corte Penal Internacional para desgracia de la crápula de Miraflores y Fuerte Tiuna.

Beltrán Vallejo

¿Para qué vino esa señora?

Creo que el principal impacto político que tuvo la presencia en Venezuela de la Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, así sea tarde y por apenas tres días, es que vino. Su sola presencia tuvo, tiene y tendrá un impacto. Y el impacto es tan complejo, que hasta en el propio mundo opinático opositor se han generado opiniones durísimas, escépticas, descalificadoras, más las esperanzadoras o cautas.

Beltrán Vallejo

¡Qué cinismo!

Por supuesto que los elementos referenciados en Panam Post, en relación a denuncias de malversación de fondos de la ayuda humanitaria por parte de algunos personeros enviados por Juan Guaidó a Cúcuta, deben ser investigados; y esto lo digo sin retórica, sin de la “boca para afuera”. Estoy consciente de que esta denuncia debe ser tratada con responsabilidad, transparencia, prontitud y franqueza para con un país que en su gran mayoría, a pesar de los traspiés de estos meses, está esperanzado con el cambio.

Beltrán Vallejo

Deuda maldita

En medio de la desesperación de un país con escasez de gasolina, dentro de la ironía de tener las mayores reservas petroleras del mundo, los venezolanos escuchamos o leemos algunas noticias esclarecedoras, aunque no nos damos cuenta de eso. Quizás por estar lelos del hambre o aturdidos de penurias en alguna cola de banco o de gasolinera, y ni la clase política opositora captura esos mensajes para arreciar el debate de manera más medular.

Beltrán Vallejo

Llanto en Güiria

El estado Sucre fue sacudido el año pasado con la noticia de una masacre en la Costa de Paria; hoy vuelve a ser conmocionada esta entidad con la zozobra de dos embarcaciones sobre la ruta marítima entre Guiria y Trinidad y Tobago. Las dos tragedias nos dejaron un saldo de sesenta venezolanos desaparecidos.

Beltrán Vallejo

Respondiéndole a la política de la necrofilia

El país sigue de escándalo en escándalo. No cesa el tormento para la nación. Después de días de sacudida debido al terrorismo de Estado sobre el parlamento nacional, después de encontrarnos con otro suceso nefasto como lo fue el naufragio de “balseros” venezolanos que se dirigían hacia Trinidad, después que el país se escandalizara con un sangriento motín en donde mueren 29 presos en un centro de detención policial en Acarigua, ahora viene la noticia que más duele y nos altera más socialmente; se trata del fallecimiento de unos niños en el hospital JM de los Ríos esperando un trasplante de médula ósea. El que sea sensible, solo le queda apretar el puño al leer esta noticia.

Beltrán Vallejo

“La salud merece justicia”, a propósito de los casos Rotondaro y Sadel

Haciéndome intérprete del clamor de los venezolanos aquejados por la falta de medicamentos y por el colapso del servicio hospitalario, creo que todos los sufrimientos de este pueblo tienen responsables directos dentro del marco de castigos que merece el régimen usurpador. Al respecto, la crisis del sistema de salud tiene entre sus fuentes la corrupción criminal de la que hicieron gala distintas administraciones que estuvieron al frente de ministerios y organismos vinculados a ese drama y que ha costado miles de vida. Sobre ellos debe caer todo el peso de la ley, porque para mi criterio están incursos en crímenes de lesa humanidad.


Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com