end header begin content

opinión

Gabriel Amador

Tres medidas para liberar a los presos políticos en Venezuela

24 marzo, 2018

En Venezuela, la dictadura se ha encargado de criminalizar la disidencia política y la libertad de conciencia, incrementado las violaciones a los derechos fundamentales, anulando la participación de la sociedad civil y de los medios de comunicación, por temor a engrosar la lista de Presos Políticos. Por eso, es necesario ver la opinión de los expertos.

“La privación de libertad de personas especificas, realizada durante los últimos años, se enmarca en las tres tipologías de presos políticos que se han desarrollado en virtud de la finalidad que persigue la detención pública.

Categoría 1: Aquellos personas detenidas o condenados por representar individualmente una amenaza política para el gobierno, por tratarse de líderes políticos o sociales. En estos casos el objetivo de la detención es excluir a la persona del mundo político, neutralizarla como factor de movilización social o político, aislándolo así del resto de la población.

Categoría 2: Aquellas personas detenidas o condenadas, no por representar una amenaza política individual para el régimen, sino por ser parte de un grupo social al cual es necesario intimidar. En este grupo destacan estudiantes, defensores de derechos humanos, comunicadores jueces, militares, activistas sociales y políticos, entre otros.

Categoría 3: Aquellas personas que sin que el Gobierno los considere una amenaza política de forma individual o parte de un grupo social, son utilizados por el gobierno para sustentar una campaña o una determinada narrativa política del poder con respecto a determinadas situaciones de transcendencia nacional”.

Estas tipologías de presos políticos se basa en el trabajo de investigación del Director Ejecutivo del Foro Penal Venezolano, Alfredo Romero, como académico invitado en la Universidad de Harvard, desarrollado y ampliado con los aportes hechos por Gonzalo Himiob Santomé, Director del Foro Penal Venezolano.

En todas estas categorías, el común denominador lo representa los procesos judiciales sumamente polémicos. Primero fueron los líderes políticos, luego los civiles y ahora son los militares. Desde menores de edad privados de libertad, hasta civiles juzgados por Tribunales Militares, violando de esta forma las leyes nacionales y los tratados internacionales.

Todos los venezolanos <<los de adentro y los de afuera>>, estamos en la obligación de exigir a la comunidad internacional, su apoyo y pronunciamiento firme, para que el gobierno dictatorial de Venezuela adopte inmediatamente, toda clase de medidas para evitar:

1) La continua falta de transparencia de lo que sucede en las cárceles y en otros lugares de detención, con el fin de garantizar que la tortura se detenga de una vez por todas.

2) La privación de liberad por razones políticas.

3) Cese de represalias a la Sociedad Civil.

Es necesario comprender que, bajo las penumbras de la dictadura venezolana, todos estamos expuestos, por eso debemos actuar e insistir en llevar a la luz de la opinión pública, un pronunciamiento enérgico de la comunidad internacional, en el sentido de respetar la soberanía popular, el principio de autodeterminación del pueblo venezolano y los derechos humanos en Venezuela.

Cuando un miembro de una familia, se encuentra preso por razones políticas, se activan tres elementos que le dan fortaleza a esos lazos familiares, la fe, la esperanza y el amor. Dios lo sabe. Prueba de ello, tenemos la llegada de “Federica” hija de Leopoldo y Lilian Tintori, quien en medio de la injusta privación de libertad del líder del partido político Voluntad Popular, trajo más alegría y esperanza a sus vidas y familia, para seguir luchando por sus ideales.

Ahora bien, nos toca a nosotros ser solidarios con aquellos presos políticos que aun están privados de libertad y hacer visible la problemática que vive el venezolano.

Así como también, tenemos tres elementos que rescatar en nuestros corazones. A los efectos, les dejo un pasaje que conseguí en mi Biblia, en el libro de 1 Corintios, capitulo 13, versículo 13, que dice lo siguiente: “Y ahora permanecen la fe, la esperanza y el amor, estos tres; pero el mayor de ellos es el amor…”

Dios Bendiga a Venezuela y a su pueblo

www:gabrielamador.com



Etiquetas:

Canal Noticiero Digital

Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com