end header begin content

opinión

Beltrán Vallejo

Esperanza es lo que debe aportar el Frente Amplio

15 marzo, 2018

Deseo manifestar mis impresiones sobre el lanzamiento del denominado “Frente Amplio por una Venezuela Libre”. Y lo hago bajo el entendido de que la lucha contra el totalitarismo es existencial; en lo político, en lo social, como grito o movilización de calle, con teclados y micrófonos, la lucha contra este régimen también se desarrolla muy adentro de cada uno de los venezolanos que quieren calidad de vida. Por ejemplo, la acuciante batalla se ha cebado en nuestro estómago mediante el hambre como rastro bélico; pero también en la mente, en los sentimientos, en las emociones; y si fuera creyente, también dijera que en nuestro espíritu.

Analizando las imágenes y discursos de los eventos referidos al lanzamiento del Frente Amplio considero que es necesario que la misma continúe consolidándose como “frente” y en su condición de amplitud; creo que todavía tiene un largo camino que recorrer; inclusive, opino que hay que aclarar lo concerniente a la ausencia de vocerías como la de María Corina Machado y Antonio Ledezma, que son otras expresiones que repudian la “machangada” electoral que convocó la tiranía; entonces, el Frente no es tan “amplio”, por ahor.

Por otro lado, siento algo de inquietud porque aprecio en este Frente un formato muy “clasemediero”; por lo que anhelo que el desarrollo de esta política se salga de la UCV, de la UCAB y del este de Caracas, y se oriente sobre todo hacia esos sectores donde el carnet de la patria y el Clap hacen fiesta de control biopolítico.

Quiero ver a ese Frente con su expresión en los Consejos Comunales; quiero ver ese Frente en los motorizados y transportistas; quiero ver ese Frente en los campesinos y pescadores; quiero ver ese Frente en los trabajadores del sector salud; quiero ver ese Frente en los indígenas; en las prostitutas y homosexuales; quiero ver ese Frente en el corazón y ánimo de los que se fueron y de los que se están yendo del país; quiero ver ese Frente en las Fuerzas Armadas y en los policías; en los maestros y deportistas; en fin, quiero ver ese frente haciendo tejido social para luchar contra la tiranía.

Por supuesto que en dicho Frente hay presencias que tienen pundonor, que tienen gallardía, que tienen heroicidad; y me refiero, por ejemplo, a Codevida, la organización que agrupa las acciones en defensa de la salud y la vida, que por cierto tiene su foco en el drama de los enfermos crónicos y de los trasplantados, y que en las actuales circunstancias dan la batalla por frenar el cementerio que está construyendo Maduro y sus secuaces; de manera que me conmovió la presencia de esa figura en la plataforma de lucha.

El país es como un chamito perdido que no encuentra para dónde coger.

El país es una cicatriz grande que no se cierra, y que sigue abriéndose.

El país es como un bar, de donde me sacan a rastras y sin conciencia.

Tantas imágenes lúgubres de una nación en derrota y desamparada. Entonces, desde ese contexto de nuestro drama colectivo es importante que iniciativas como ésta recuperen nuestro espíritu nacional, que yace amoratado por los golpes de la tiranía.

Lo importante es que desde esta trinchera de lucha mantengamos la persistencia, la determinación, la honestidad, la integridad y las agallas. Pero sobre todo, la tarea más esencial de este recién llegado al combate democrático es reconstruir la esperanza.

[email protected]



Etiquetas:

Canal Noticiero Digital

Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com