end header begin content

opinión

Jorge Antonio Galindo

Basta de populismo y demagogia

6 octubre, 2017

La situación de Venezuela ha llegado a niveles críticos sin precedentes en la historia republicana, satisfacer una necesidad tan básica como alimentarse se ha hecho casi imposible para los sectores más vulnerables del país cuyos ingresos promedios no pueden cubrir los insumos básicos de la canasta alimentaria, a donde quiera que usted vaya, el hambre se retrata en los rostros de los ciudadanos desesperados por no poder garantizar los tres platos diarios de comida a sus familias. Con mayor frecuencia vemos el incremento de los casos de desnutrición infantil que llegan a los hospitales venezolanos, ancianos que pasan días enteros sin probar un bocado o trabajadores que se desmayan en sus puestos laborales porque adquirir siquiera un desayuno sencillo supera su pago diario.

Paralelamente se agudiza la crisis en el sector salud y vemos morir pacientes por no poder ser auxiliados debido a la inexistencia de medicamentos y tratamientos para atender desde una sencilla infección hasta enfermedades crónicas que están condenando a muerte a quienes las padecen, situación que han venido denunciando con mucha valentía los médicos y enfermeras en los distintos hospitales del país a pesar de las amenazas que se ciernen sobre ellos desde el Estado, porque increíblemente, para las autoridades del SEBIN el delito es denunciar estas situaciones y no las políticas que matan de mengua a los venezolanos.

Pero esta realidad nacional aparentemente no compete a los políticos, ellos están jugando peligrosamente con la crisis de los venezolanos al hacer gala de la peor estrategia partidista que ha causado tantos males al país como lo son la demagogia y el populismo. He venido observando con atención la campaña electoral para las elecciones regionales a realizarse el próximo 15 de octubre y no puedo dejar de sentir indignación por la evidente pobreza partidista que tenemos, el país no esta para politiquería barata, pretender ofertar estos comicios como la alternativa para superar el hambre y la debacle económica es insensato e irresponsable porque le están mintiendo groseramente a los venezolanos, ustedes saben que unas gobernaciones no les da competencia alguna para revertir esta problemática que esta arrasando con el nivel de vida de todos y que la prioridad del ciudadano de a pie es salir ya de este gobierno hambreador y criminal que tiene secuestrada a la nación entera, sin embargo continúan vendiendo ofertas engañosas e irreales a gente noble que en realidad cree que ustedes son la solución a sus problemas.

Yo no voy a promover abstención ni participación porque simplemente considero que sean cuales sean los resultados en nada cambia el panorama nacional, pero cada uno debe proceder como considere pertinente según como mejor interprete el panorama, pero si decide votar no se haga ilusiones ni presa de la mentira, al acudir a estas elecciones no esta contribuyendo en nada a la descentralización porque estamos en presencia de un régimen dictatorial y autoritario que centraliza todo el poder y distribuye a su discreción y manipulación los situados constitucionales correspondientes a las gobernaciones violando todas las leyes, tampoco esta ganando espacios porque existe una constituyente ilegal que prepara el desmantelamiento de los poderes regionales para sustituirlos por sus órganos comunales que responden a los interés del psuv, no debilita al gobierno porque ellos controlan a todas las instituciones del Estado a su voluntad y utilizarán su poder para anular la autonomía provincial, tal como lo han hecho hasta ahora con ellas e incluso con la Asamblea Nacional.

Es triste que los venezolanos tengamos que resignarnos a la antipolítica como alternativa, esa que nos impone la premisa de “mejor una lacra opositora que una del gobierno” (expresión que he visto en varios mensajes de campaña), los momentos que vive el país exige una dirigencia de altura y capaz de construir un proyecto nacional que redimensione al Estado desde su raíz y se convierta en una verdadera alternativa para superar esta tragedia, pero lamentablemente no es lo que obtenemos de nuestros dirigentes que se han impregnado de tanto chavismo que terminaron haciendo política como ellos, lo mejor que pueden hacer es reconocer sus limitaciones y hacerse a un lado para darle paso a los más capaces de pensar a Venezuela en un futuro inmediato, no necesitamos más de sus vicios partidistas que han contribuido a cavar la tumba de la República y de la libertad.

Profesor en Ciencias Sociales
Twitter: @jaggalindo
[email protected]



Etiquetas:

Canal Noticiero Digital

Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com