end header begin content

opinión

Jesús Petit Da Costa

La Razón / ND

¿Qué más vamos a esperar?

31 agosto, 2015

Están dadas todas las condiciones objetivas y subjetivas para repetir el 19 de abril de 1810, forzando la renuncia de Maduro como en aquel entonces la de Emparam. Veamos cuáles son esas condiciones:

vaya al foro

1.- Cuba, poder dominante en Cubazuela, antes Venezuela, pacta con Estados Unidos, la entrega de su economía, admitiendo la derrota del comunismo por el capitalismo. Así la economía cubana pasará a ser dependiente de Estados Unidos. No son soldados los que desembarcan en Cuba, como lo hicieron los franceses en España, sino empresarios capitalistas.

2.- Según confesión de Mr. Kerry, Estados Unidos negocia con Cuba la entrega de su colonia Cubazuela, antes Venezuela, en las mismas condiciones, prescindiendo de la opinión de los que todavía nos sentimos venezolanos. Así como la Francia de Napoleón negoció con la España del traidor Fernando VII sus colonias en América, prescindiendo de la opinión de los criollos que la habitaban, lo cual provocó su indignación como lo hicieron constar en el Acta de Independencia.

3.- Mientras Estados Unidos y Cuba negocian a Cubazuela, antes Venezuela, a espaldas de los que todavía nos sentimos venezolanos, los agentes de Cuba en nuestro país, traidores civiles y militares, que forman el gobierno títere, procuran distraer al pueblo provocando conflictos artificiales en las fronteras con Guyana y Colombia, para que no tome conciencia de la negociación en curso ni la frustre rebelándose a causa de la situación económico-social.

4.- Efectivamente la situación económico-social es explosiva. Cubazuela ha caído en el colapso económico, causado por los tributos que debe pagar a la metrópoli (petróleo, dólares, oro de las reservas) e inducido por transplantar aquí el sistema económico capitalista en su versión cubana, que ha sido la peor de todas. No se produce nada. Se importa todo. Y no hay dinero para importar. La única industria floreciente es el narcotráfico y la corrupción. Somos un país arruinado y en ruinas.

5.- El pueblo sufre por la hiperinflación y por la escasez, sometiéndose a la tortura de largas y extenuantes colas, para conseguir apenas lo indispensable para no morir de hambre, aunque ya nos aproximamos a la hambruna. No hay salario, pensión ni ingreso sufientes para compensar. Padecemos un empobrecimiento agudo e indetenible. Cada día el venezolano amanece más pobre. Mientras tanto, la oligarquía gobernante, títere de Cuba, exhibe su enriquecimiento obsceno, producto de su saqueo de las riquezas del país, que ahora complementa con el narcotráfico. Un pueblo pobrísimo con gobernantes inmensamente ricos.

6.- El sistema de salud está por el suelo. No hay hospitales aptos para atender. Escasean las medicinas que necesitan los enfermos. Los médicos se van del país. Sin hospitales, ni medicinas, ni médicos, el futuro de los venezolanos es morir de mengua.

7.- Inseguridad extrema. Los delincuentes, entrenados y adoctrinados en Cuba como fuerza de choque, confiados en su impunidad han extremado el crimen, no limitándose a robar, asaltar y matar, sino que descuartizan a las víctimas. El adoctrinamiento comunista los ha convertido en criminales lombrosianos.

8.- Las perspectivas son sombrías: “los meses de octubre y noviembre se perfilan como de inflexión, porque la peor inflación jamás vista, los inventarios de las empresas en casi 100% de escasez, los municipios del interior totalmente desabastecidos, rubros como la carne totalmente desaparecida, ahora con una crisis por la escasez de billetes, pero paradójicamente con la liquidez monetaria más alta de historia y el crudo en apenas US$35”(Vallenilla). De peor a pésimo.

9.- Finalmente el 83,6% de los venezolanos rechaza a Maduro. Es su deslegitimación total, si la unimos a su ilegitimidad de origen por títere de Cuba, por ser colombiano de nacionalidad exclusiva o compartida y haber sido electo mediante fraude (condición subjetiva por excelencia).

¿Qué más vamos a esperar? Que nos caiga el techo en la cabeza. Que se nos hunda el piso. No podemos esperar más. No esperemos más.

El objetivo: Repetir el 19 de abril

La consigna: Fuera Maduro.

http://jesuspetitdacosta.blogspot.com
@petitdacosta



Etiquetas:

Canal Noticiero Digital

Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com