end header begin content

opinión

Jairo Cuba

De Tascón a Obama

26 marzo, 2015

El tránsito inevitable de las cosas crea coincidencias y situaciones parecidas de acuerdo a las conveniencias, especialmente en el plano político y mucho más en Venezuela con este clima de crispación y polarización.

opinan los foristas

En el pasado, el gobierno de Chávez fue exigido por una multitud de firmas de opositores que pensaron en la banal idea de que podían revocarlo sin tomar en cuenta las dificultades para lograr tal cometido.

Primero hubo un firmazo fallido, catalogado por el gobierno de rúbricas planas y luego, bajo supervisión del Consejo Nacional Electoral se consiguió activar el revocatorio con los resultados adversos por partida doble para la oposición.

Fueron dos reveses: La imposibilidad de revocar a Chávez por la vía electoral, y lo que quedó de ese firmazo: La oprobiosa “Lista Tascón” contra quienes expresaron su legítimo derecho de adversar al entonces Jefe del Estado, y la cual fue convertida en un deleznable instrumento de persecución y exclusión.

La famosa “Lista Tascón” dejó estragos irreparables en la sociedad venezolana ratificando la exclusión que se practica si no se piensa igual.

Hoy, a instancias de las nuevas circunstancias y con una popularidad en caída libre el gobierno apela a lo que condenó en el pasado, un firmazo para pedirle a Obama que revoque las sanciones contra sus funcionarios y que deje saber que Venezuela no es una amenaza.

La idea ha sido genial y sirve para mantener encendida la llama mediática. Y más cuando se pone la meta de 10 millones de firmas las cuales pretende buscar por aire, tierra y mar con el agregado de todos los empleados públicos que ya se acercan al millón además de convidados, oportunistas, contratistas, conexos y fieles al proceso, que son unos cuantos.

Muchos, quienes hoy se rasgan las vestiduras con el bolsillo lleno y la conciencia vacía por la revolución, evadirán la firma sopesando si este firmazo se convierte ahora en la lista Obama, de la cual ya se salvaron cuando el presidente mandó a quemar fallidamente visas americanas en todas las plazas Bolívar del país.

De manera que el solo hecho de pensar que este firmazo podría ser un instrumento parecido a la lista Tascón pone a muchos inquietos, que de la boca para afuera se insinúan rodilla en tierra pero en el interior dan la vida por ir a compartir los petrodólares con el Ratón Mickey y pasearse benevolentes por los diferentes malls del sur de la Florida.

Por ahora al gobierno aún le queda tiempo para solapar la difícil situación que se vive. Estirará el chicle al máximo para aprovechar el asueto de Semana Santa y luego reaparecerán diciendo que tienen no 10, sino 20 millones de firmas contra las sanciones, mientras por los lados de la esquina de Pajaritos en Caracas y sus alrededores aparecerá a la venta el CD de los patriotas que firmaron contra el Imperio y que tendrán sus visas en pico de zamuro.

Total, lo que es igual, no es trampa.

Ayer fue Tascón, hoy es Obama

Ambas listas tienen el mismo padre: El gobierno revolucionario de la república bolivariana de Venezuela.

@jaircuba



Etiquetas:

Canal Noticiero Digital

Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com