end header begin content

opinión

Anzoátegui es un basurero 

26 septiembre, 2014

A pesar que cerca de mi casa está la Bahía de Pozuelos y el majestuoso Cerro El Morro, la basura y su hediondez logran empañar lo hermoso que podría parecerles la descripción de ese paisaje. Imagino que tienen idea lo que significa ver y respirar el aroma de bolsas de desechos esparcidos por doquier. 

opinan los foristas

Desde hace una semana la rutina ineficiente de recolección de desechos sólidos colapsó, debido entre otros temas: A las lluvias, conflictos laborales con los obreros de empresas recolectoras y el cierre del vertedero de Cerro de Piedra, producto de no contar con maquinas eficientes para compactar la basura y el difícil acceso de los camiones.

Estos problemas no son nuevos, por el contrario, han sido señalados desde hace mucho tiempo por múltiples organizaciones ecológicas, miembros del Colegio de Ingenieros del estado Anzoátegui y muchas individualidades, pero eso no ha sido suficiente para todas las autoridades competentes, pasando por el extinto Ministerio del Ambiente, Gobernación de Anzoátegui, PDVSA y las alcaldías.

¿Qué es lo que espera esta gente? No solamente nuestro pueblo padece el drama de la escasez, la chikungunya, la falta de luz, también tenemos que lidiar con las ratas, el lixiviado (líquido contaminante y podrido que genera la basura) y otras alimañas, debido a la ineptitud e ineficiencia de todas las autoridades.

El drama de la basura en Anzoátegui comienza desde el almacenamiento, proceso en el cual vemos como la gente sin orientación alguna causan daños a terceros al no cumplir las normas sanitarias y ambientales. Lamentablemente, el pueblo realiza gran parte del acopio de la basura directamente en vías públicas o en depósitos en mal estado.

Las autoridades municipales no se preocupan por llevar adelante campañas que inviten a crear conciencia que la basura es un problema de todos, tampoco impulsan planes pilotos de reciclaje. Para colmo de males el proceso de recolección de la basura no es continuo y sus rutas no permiten cubrir las necesidades.

Lo común en los municipios anzoatiguenses es que el retraso en la recolección de los desechos sea una costumbre, así como la evidencia terrible del mal estado de los camiones y equipos que utilizan los héroes anónimos, quienes realizan ese duro trabajo exponiéndose a enfermedades.

En la región los camiones no realizan la fase de transferencia, porque no existen estaciones, esas unidades en pésimo estado tienen que hacer una ruta larga hasta el vertedero, regando por el camino las muestras de la desidia gubernamental que no ha querido resolver el problema.

El sitio de disposición final de Cerro de Piedra alguna vez fue ejemplo latinoamericano, hoy muestra su peor cara, sin drenajes, lo cual genera con las lluvias corrientes de agua con lixiviado que contamina todo a su paso. Era un relleno sanitario, hoy es una bomba de tiempo con alto riesgo de generar un desastre ambiental.

Cerro de Piedra y la basura en Anzoátegui son una muestra clara de la ineficiencia de la Cuarta y la Quinta República, de la devastación a la que nos ha llevado la polarización entre oficialismo y oposición. Las castas populistas de antes y ahora nunca sembraron el petróleo, han tenido como sus víctimas de siempre al pueblo, ese bravo pueblo que está entendiendo que sólo la mancomunidad y la unión permitirá avanzar en la solución.

Urge desarrollar un plan integral de orden y manejo de los desechos sólidos para toda la región. Están obligados a participar autoridades nacionales ambientales, el gobernador y los alcaldes, quienes a su vez, deben asumir una solida campaña de conciencia que promueva la participación ciudadana y la empresa privada en el problema.

@FelipeMujica



Etiquetas:

Canal Noticiero Digital

Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com