opinión

Nancy Colina

La cacería de la escasez

5 Mayo, 2013

Hoy, como todos los días salí de casería. No a perseguir a nadie. Eso, por fortuna, no esta en mi agenda personal. Me fui de compras, no a buscar cosas especiales que nos hacen sentir bien, como es llevar una licuadora de buena calidad a nuestro hogar, para citar un ejemplo. sino de alimentos básicos para la subsistencia. Harina pan, harina de trigo, leche, queso, papas, pollo, pasta dental, aceite, papel sanitario entre otras, también muy importantes.

opinan los foristas

Como todos quienes vivimos en este país sabemos, todas estas cosas son difíciles de conseguir y a veces a uno se le puede ir un día de tienda en tienda, de supermercado en supermercado, de bodega en bodega, buscando aquí y allá, porque hay cosas que están en un lugar y para allá va la gente corriendo. Esta no es una novela de José Saramago. Esta es nuestra realidad. Ese fue mi trajín del día. Así de elemental.

A pesar de todo este recorrido no llene la lista de cosas que necesitaba. Frustrada, me fui a una ferretería, porque estoy haciendo una remodelacion en la casa, por fortuna es pequeña. ¿Que necesito para esto?. Cemento, que no hay, cabillas que no hay, entre otras cosas que se consiguen pero muy caras.

En algunas ferreterías donde venden cemento, la condición es que uno tiene que comprar otras cosas. Me apure a pedir otras cosas que habían duplicado el precio desde diciembre. Un lavamanos, una llave de paso unos metros de cerámica. El doble del precio. Un cien por ciento de incremento, nada del 30 o del 40 por ciento. Eso es mentira. Por lo menos en esta ciudad.

Por lo menos dan esta opción, porque lo más triste es hacer una cola hasta de cuatro cuadras para comprar dos pacas de cemento que es lo que está permitido, porque es un producto regulado que igual uno termina comprando más caro.

Construir cualquier cosa, grande o pequeña es una odisea, salvo para las constructoras enchufadas. Me dio dolor ver a toda esa gente que madrugaron para conseguir esas dos paquitas. Por lo menos en mi lista habían cosas que estaban pero caras. ¿Que prefieres la inflación o la escasez?. Esa es la gran pregunta.

Sin embargo, por alguna razón hoy esta situación me golpeo profundamente. La verdad es que nunca he sentido tantos sentimientos revueltos en mi cerebro. Me sentí humillada, vejada, estafada, dolida, triste, pequeña e indefensa, indignada, llena de rabia, dolor e impotencia.

Como venezolana, que ha permanecido en su país durante casi toda su vida, pensé que esto sería insólito hace años atrás. Aquí peleábamos contra los adecos y los copeyanos, quienes se turnaban en el poder y hacían cosas malas e ineficientes, pero nunca jamás como lo que esta pasando ahora. Como se dice en criollo, ellos eran unos niños de pecho, si los comparamos con los de ahora.

¿Qué no ha pasado en este país durante 14 años?. De todo. Hemos tenido los precios más altos del petróleo, pero hemos dejado de exportar lo que era tradicional. Nuestros ingresos se fueron al piso y la producción de alimentos bajó de manera absurda, porque se expropiaron empresas, se atosigaron a otras que vieron más seguro mudarse a otros países. Todo viene de otros países y muchos alimentos llegan tan viejos que tienen gusanos. Personalmente los he conseguido en el arroz y en la leche.

Toda esa enorme cantidad de dólares se ha ido para fuera. Es como sí de un día para otro alguien decide lanzar todas sus cosas a la calle y los vecinos vienen a buscarlas porque están buenas, o porque son bonitas y porque a ellos les mejora la calidad de vida, porque ellos las aprecian.

Muchos países vecinos, no todos, se han beneficiado de esta botadera de dinero que tiene el país.¿Y saben el por que?. Porque hay mafias que tienen su negocio montado con esto de los alimentos importados y esa mafia son los que Capriles llama los enchufados con el gobierno. No hay control para protegerse de ellos.

Cómo añoro a los adecos y a los copeyanos, a pesar de mis críticas constantes que les hacía como periodista. No quiero que vuelvan, porque entre otras cosas, sus malos gobiernos nos llevaron a buscar unas supuestas mejores opciones. Así caímos en esto, donde nos ha costado tanto salir, porque se ha puesto en el banquillo de los acusados a nuestra invaluable democracia.

nancycolinad.blogspot.com
@nancycolina2


Etiquetas:

Canal Noticiero Digital