end header begin content

opinión

¿En manos de quién estamos?

30 marzo, 2013

Toda Venezuela sabe que nos encontramos frente a un impase decisivo, los pocos días que quedan por delante servirán para decidir el destino del país y de nuestras familias.

opinan los foristas

Los profesionales de las cuestiones económicas, políticas y administrativas saben que nos encontramos a las puertas de un grave conflicto social, producto de las malas políticas implementadas por el gobierno y como consecuencia de su ineficacia en la gestión pública.

A nivel del pueblo se siente un malestar por la escases de productos de primera necesidad, por tanto asesinato, por la falta de trabajo, porque no se respetan los contratos colectivo ni las mejoras salariales.

Pero la verdad es que el ciudadano común no entiende la magnitud del desastre económico y las terribles consecuencias que se derivaran de ello, las explicaciones de los expertos escapan a la comprensión del individuo corriente.

Para él lo importante es tener como ganar el sustento para su familia, vivir en paz y conseguir los productos que necesita.

Pero nuestra sociedad politizada como está intuye, esa otra forma de comprender sin que sea necesaria una explicación racionalmente construida.
Siente que algo no va bien, percibe que el candidato de Fidel no trabaja por Venezuela. Que existe un discurso vacío, demagógico en el mensaje de Maduro.

Que todo es pura propaganda, que no es original ni en la mentira, que parecen una repetición de un guion escrito hace ya 14 años. Que esa historia se agota porque se está acabando el dinero, por los regalos a otros países, por la corrupción de la gente del gobierno y por la deuda con China que se lleva gran parte de la producción petrolera.

Para darse cuenta de esto no necesita explicaciones complicadas, ve a Aristóbulo con yate, avión y una mansión y sabe que eso no sale de un sueldo. Descubre la lista de las cuentas en dólares de los rojos-rojitos, recuerda al antiguo mejor amigo Walid Makled, apoyado y nombrado donde podía actuar y comienza a creer en lo que dice la Agencia Antidrogas de Estados Unidos (DEA), sobre determinadas cuentas extranjeras en dólares: Diosdado Cabello 278,561,500, Alí Rodríguez Araque 79,231,500, Rafael Ramírez 39,765,500, José Vicente Rangel 26,068,500, Freddy Bernal 22,891,000, Jesse Chacón 13,712,500, Nicolás Maduro Moros 7,891,500, Cilia Adela Flores 3,816,000, Francisco Ameliach 20,993,000.
No se puede hablar sobre cuál es el origen de esas fortunas en millones de dólares, pero es evidente que estamos ante un caso de corrupción, si no se pueden justificar esos ingresos.

El venezolano trae a la memoria otros titulares: “Andorra congeló las cuentas de “personas del entorno” del presidente de Venezuela”, “El Departamento del Tesoro ordenó congelar cuentas y activos de tres altos funcionarios venezolanos: el general Hugo Carvajal, jefe de la Dirección de Inteligencia Militar (DIM); el general Henry Rangel Silva, entonces director de la Dirección de los Servicios de Seguridad y Prevención (DISIP), y el capitán retirado Ramón Rodríguez Chacín, ex ministro de Interior y Justicia”.

El pueblo se va dando cuenta que así no podemos continuar, que divididos, peleando y odiándonos no salimos adelante. Que no hay futuro por ese camino, que la cuerda no da pa’ más y que está por reventar.

Tiene el palpito que aquí hay traición, puro halago para manipular. Que la lisonja y la palabra falsa, destinada a aprovecharse de nuestros sentimientos, no son ni por amor ni por amistad, sino por interés.

Comienza a distinguir para terminar por despreciar, por que “El corazón no siente si los ojos no ven”.

Sus ojos están viendo que el dinero se va para otros países, se da cuenta que Fidel nos tiene invadidos, escucha hablar a los cubanos del régimen. Ve su bandera en los cuarteles y escucha el himno extranjero, cantado por Nicolás Maduro en cadena Nacional. Entonces recuerda “Cuando la traición te abraza, es porque el traidor camina contigo”.

Ya no se puede justificar que mientras por las calles de los barrios venezolanos corre la sangre, aquí están ocupados en complacer a tiranos de otras naciones, a aniquilar estaciones de televisión y a justificar la masacre del pueblo sirio.

Voltaire decía: “No hay enemigo peor que el que trae rostro de amigo”. Nicolás tiene apariencia inofensiva pero es dañino, le gusta manejarse con secretos hasta que sus propias contradicciones lo descubren.

Se presenta como nacionalista pero trabaja para el gobierno de Cuba, se comporta con disimulo, finge ser conductor y sindicalista pero es un topo de Fidel.

Detrás de su sonrisa ladina se descubre que disimula y se percibe su falsedad, porque es hábil para engañar pero se enreda en sus mentiras. Hace chistes, se burla, grita, insulta, inventa, ataca a la persona y no debate ideas. Se impone entre los de su grupo con apoyo extranjero y ¿después nos asombramos de que pueda ser un traidor?

Buscando sinónimos a la palabra traidor encontré: desleal, infiel, judas, renegado, desertor, delator, alevoso, felón, ingrato, indigno, intrigante, conspirador, pérfido, traicionero y zaino. Todas esas palabras me hicieron pensar en alguien que se metió en un trabajo para conspirar desde adentro, que tenía fama de reposero, que no se levanta para ir a su trabajo, que no pensaba en producir y serle útil a la empresa del país que lo contrató y donde el nació, si no que se fue a formarse en otro país, obedeciendo a los planes del invasor. Que vibra con el himno de ellos y le gusta ponerse encima la estrella que simboliza otra nación.

Frente a eso el pueblo concluye en manos de quien estamos, por eso debe poner las esperanzas en un hombre sincero, preparado, con valores familiares, que trabaje dando la cara. Con energía y fuerza para enfrentar lo que viene.

Patriota comprometido con Venezuela, que sea leal, fiel y noble con su gente. Sin dobles intenciones, sin cinismo. Sin compromisos con proyectos que no son los nuestros.

Que nos tiende la mano y no el puño. El pueblo es sabio, tiene que cuidarse del traidor, conoce que es más fácil esquivar la lanza que el puñal oculto.

Ex Cónsul de Venezuela en Paris
Presidente de Venezuela-Futura, Francia

[email protected]



Etiquetas:

Canal Noticiero Digital

Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com