opinión

Gobernados por alacranes

8 Noviembre, 2012

El controversial escritor norteamericano Thornton Wilder es uno de esos autores útiles y divertidos en cualquier momento, pero, sobre todo, en esas crisis existenciales que reclaman un sacudón de la conciencia.

opinan los foristas


Dicen los especialistas que la cultura universal y el especial estilo de Wilder, su imaginación excepcional, le abrieron el camino para alcanzar el lugar especial que logró y que siempre tendrá en la literatura. Y no era para menos.

Después de haber leído muy tarde en mi vida Los idus de marzo -publicada en 1948 y reeditada muchas veces-, quedé impresionado por las descripciones que poco a poco avanzan desde distintos ángulos con recurrencia al género epistolar, para culminar con el asesinato a cuchilladas de ese militar que era Julio César, hecho ocurrido en el Senado, que era controlado por adversarios que lo consideraban tirano con ambiciones monárquicas. Ese era, sin embargo, el Senado obsecuente, formado por adulantes puestos a dedo, en el cual se planificó y ejecutó la conjura para sacarlo del juego a como diera lugar.

Una de esas inexplicables actitudes humanas que mueven a reflexión es la traición del senador Marco Junio Bruto, por quien el dictador sentía un especial afecto y ya una vez había perdonado y colocado en posiciones de poder. Bruto, hijo de una ex amante de César, Servilia Cepionis, intervino en el asesinato cuando la ciudad de Roma daba muestras de simpatía por el líder y hasta le había otorgado facultades especiales.

En la atmósfera cargada de malos augurios que prevalecía en la entonces república romana, donde todos sabían que el magnicidio iba a ocurrir y el único que lo ignoraba era él -había habido amenazas y advertencias que ahora tal vez lo hacían andar confiado-, Wilder le atribuyó al dictador una célebre y terrible frase: “yo que gobierno tantos hombres, soy gobernado por pájaros y truenos”, frase que, obviamente, le da rienda suelta a la imaginación del lector latinoamericano y la traslada incluso a las torrenciales lluvias causadas por el calentamiento global de los tiempos que corren, a invocaciones a curanderos, a olvidados presos políticos, a falta de papel para el baño y a truenos y rayos detrás de ciertos poderes ilimitados de naturaleza tropical.

Es una obra estremecedora con situaciones que bien pudieran asimilarse a países africanos y/o latinoamericanos, en la cual abundan los personajes rocambolescos con cabezas dominadas por cucarachas y alacranes, que llegan al poder por la fuerza o por el voto popular con el solo propósito de horadar las instituciones, para convertirse en amos y señores para siempre.

www.ricardoescalante.com


Etiquetas:

Canal Noticiero Digital