variedades

Hoy se celebra el día de la Virgen de Coromoto, la patrona de Venezuela

11 Septiembre, 2012

ND.- Hoy se celebra el día de la Virgen de Coromoto, quien un 11 de septiembre se le apareció por segunda vez al indio Coromoto en 1652 y le entregó un pedazo de corteza de árbol con su imagen. Esta fecha fue tomada por la Iglesia Católica para la adoración de “Celeste y Principal Patrona de Venezuela”.

opinan los foristas

Así lo reseña el Diario El Siglo:

La devoción mariana del pueblo venezolano se manifiesta en muchas de las advocaciones de la madre de Jesús, entre ellas la de la Divina Pastora de los larenses; la de la Virgen del Valle de los margariteños y orientales en general; y la de Nuestra Señora de Coromoto, Patrona de Venezuela, cuyo día se celebra precisamente hoy 11 de septiembre, y que dará lugar a una gigantesca concentración de feligreses en Guanare, ciudad considerada con sobrada razón como “Capital Espiritual de Venezuela”.

Según la historia, los aborígenes que para el siglo XVII habitaban lo que es hoy el estado Portuguesa, no estaban muy a gusto con los españoles que a punta de espada buscaban someterles e inculcarles una religión que no conocían, por lo que prefirieron huir a las montañas y guardar buena distancia de la Villa del Valle del Espíritu Santo de San Juan de Guanaguanare, fundada por el portugués Juan Fernández de León el 3 de noviembre de 1591 y conocida con el paso de los años como Guanare.

Sin embargo, un hecho providencial que registran las crónicas católicas, la aparición de la Virgen María el 8 de septiembre de 1652 al indio Coromoto, cacique de la tribu de los Cospes, sirvió para apaciguar la conflictiva situación y facilitar la evangelización, una de las propuestas que servirían para abonar el camino a la conquista, no sólo de almas, sino también de tierras y riquezas, por parte de los llegados de más allá de los mares.

Fueron dos las apariciones

Se dice que el 8 de septiembre de 1652, Coromoto y su mujer, su cuñada y un sobrino, atravesaban un riachuelo y vieron a una señora de extraordinaria belleza que les dijo en su lengua nativa: “Vayan a casa de los blancos y pídanles que les echen el agua para poder ir al cielo”.

La tribu sumisamente asumió la recomendación, pero el cacique prefirió adentrarse más bien en la selva, donde cuentan que para el 11 de septiembre se le apareció nuevamente la hermosa patrona y le entregó un pedazo de corteza de árbol con su imagen.

La fecha de esta segunda aparición es la tomada oficialmente por la Iglesia Católica para la adoración de la Virgen de Coromoto, a la que en octubre de 1944 el Papa Pío XII, la declara como “Celeste y Principal Patrona de Venezuela”.

En su segunda visita a Venezuela -1996- el Papa Juan Pablo II manifestó su alegría por volver a la “tierra de gracia” e inauguró en el lugar de la aparición el Santuario Nacional de Nuestra Señora de Coromoto, oficiando allí la Santa Misa en su honor.

Frente a más de 3.500 feligreses, el Obispo de Roma expresó que la apertura del templo era “una invitación a revitalizar la fe, a amar a la Iglesia y a la humanidad con el mismo amor de Cristo”.

Completaba así los mensajes de su primer viaje a nuestro país, ocasión en que condenó el divorcio, el aborto, la esterilización y la eutanasia, y defendió a la familia como centro de la sociedad.

Historia del Santuario

El Santuario Nacional Nuestra Señora de Coromoto, distante 25 kilómetros de Guanare, está ubicado en la parroquia Quebrada de la Virgen, donde se encuentra el templo votivo, hoy basílica menor.

El proyecto de construcción lo elaboró el arquitecto Erasmo Calvani en 1975, pero no fue sino hasta principios de 1980 cuando se iniciaron los trabajos.

La obra -erigida en concreto- se interrumpió en varias oportunidades, por lo que fue inaugurado en febrero de 1996.

El templo, con capacidad para 2.500 personas, cuenta con dos torres paralelas de aproximadamente 60 metros de altura, y con una cúpula o cimborrio de 54 metros aproximadamente.

En ella se pueden admirar bellos vitrales, obra del artista Guillermo Márquez. Tiene pisos de mármol y tres altares, incluyendo al altar mayor.

La tierra portugueseña es pródiga en religiosidad, y muestra de ello la dan edificaciones como el Convento de San Francisco, construido por mandato del Rey Don Fernando VI, en el año 1756.

Luego de alcanzada la independencia de Venezuela en 1825, se convirtió por decreto de Simón Bolívar en el primer colegio de la nación.

Posteriormente, pasó a ser el Liceo José Vicente de Unda y hoy es sede del Vicerrectorado de producción Agrícola de la Universidad Experimental de los Llanos Ezequiel Zamora (Unellez).

Igualmente alberga esta tierra llanera la Basílica Catedral Nuestra Señora de Coromoto, cuya construcción se inició en 1710 con Alejandro Reinoso al frente, y acabó en 1742 a cargo del párroco Valenzuela.

Sin embargo, el 15 de octubre de 1872 ocurrió un terremoto en el pueblo que derribó casi totalmente la estructura.

A consecuencia de ello, fue necesario cerrar la iglesia para empezar los trabajos de reconstrucción.

El 3 de noviembre de 1807, abrió nuevamente sus puertas a los devotos.

Guanare, tierra de fervor y religiosidad, abre hoy sus brazos a visitantes de todo el país y de muchas regiones del mundo, estimándose que para la celebración de los 62 años de coronación de la Patrona de Venezuela, la Basílica Menor estará superando en mucho los 10 mil feligreses que se dieron cita el año pasado para rendirle honores a esta querida advocación de la Madre de Dios.

 

Canal Noticiero Digital