ni tan al margen, política

Patricia Poleo denuncia pugna entre altos funcionarios por cobro de comisión en compra de autouses universitarios

5 Diciembre, 2011

ND.- La periodista Patricia Poleo denuncia este lunes un enfrentamiento entre dos grupos de altos funcionarios chavistas para cobrar la comisión por la compra de autobuses para las universidades por un monto de 40 millones de dólares, equivalente a 170 millones de bolívares.

opinan los foristas

La denuncia coloca por un lado a Yeison Guzmán, vice-ministro de Políticas Estudiantiles y presidente de la Fundación Misión Sucre y por el otro a un grupo donde se encuentran Gianfranco Rondón, proveedor de vehículos del Ministerio del Interior y Justicia, y la esposa de Haiman E Troudi.

El enfrentamiento, según la denuncia de Poleo, habría sido “ganada” por este último grupo.

A continuación la nota completa:

Sectores chavistas enfrentados por comisión de compra de los autobuses universitarios.

La Oficina de Planificación del Sector Universitario (OPSU), tiene prevista la adquisición de autobuses para los estudiantes universitarios, por el monto de 40 millones de dólares equivalentes a 170 millones de bolívares.

La idea original era comprarle dichos autobuses a la empresa Encava y a Carrocerías Andinas. Los chasis eran de Fordan Motores, Isuzu.

Todas las especificaciones técnicas estaban muy claras hasta que intervino el Vice-Ministro de Políticas Estudiantiles y presidente de la Fundación Misión Sucre, Yeison Guzmán, quien además fue presidente de la FCU Los Andes, y cuadró con el representante chino de la empresa Youton la comisión y compra de los autobuses, saltándose todas las especificaciones de la licitación.

Pero antes de cerrarse el negocio, se enteró Gianfranco Rondón, proveedor de los vehículos del Ministerio del Interior y Justicia, y junto a María Eugenia, la esposa de Haiman El Troudi, le tumbaron el negocio de los autobuses al Vice-Ministro Guzmán, que ahora serán adquiridos a través de CVG Internacional antes del 5 de diciembre, pues después de cierra el período que da Bancoex para éste tipo de adquisiciones.

La comisión de los autobuses pasó entonces de manos del Vice-Ministro a la de quienes manejan CVG Internacional, entre ellos Armando Guédez, ficha de la esposa de El Troudi, quien cuadró ya la compra de los vehículos en Estados Unidos.

El ente que debe pagar los autobuses en la OPSU comandado por la China Tibisay Hung, quien se ha visto en la obligación de cambiar tres veces el contrato.


La historia criminal de una de las joyas del negocio alimenticio

El negocio de la distribución de alimentos en Venezuela, ha producido un verdadero catálogo de personajes que se han beneficiado con contratos incumplidos, sobreprecios, comisiones y toda una lista de delitos que alimentan el Estado corrupto que impera en el país.

Uno de estos personajes es conocido en el mundo de la distribución de alimentos como JMGT, un personaje clave en los casos de corrupción y malversación de fondos de Pudreval, (PDVAL, CASA, MERCAL, BARIVEN, PDVSA Services, Inc., etc.) y, específicamente, importante actor y corresponsable vinculado a los procesos de importación, transporte, almacenamiento y distribución de alimentos en Venezuela en el período 2007-2010, como miembro del grupo de personas encargadas de estas funciones por parte del Gobierno de Hugo Chávez Frías.

Por muchos años, JMGT desarrolló negocios de vigilancia y seguridad en Miami, USA, con énfasis en la seguridad aeroportuaria de líneas aéreas. Para crecer en esta actividad, estableció en Miami una red de vinculaciones corruptas con gerentes de seguridad de líneas aéreas latinoamericanas, mediante el pago de “comisiones en efectivo”, en retribución al otorgamiento y mantenimiento de importantes contratos de seguridad aeroportuaria de esas líneas en aeropuertos de USA, Colombia, Ecuador y Perú. Paralelo al funcionamiento de sus empresas de seguridad en USA, hasta 2007, ocupó un cargo gerencial en GVG International en Miami, en la que coordinaba las compras en USA de las empresas básicas (SIDOR, VENALUM, ALCASA, etc.) de Guayana, con importantes pagos de “comisiones” (corrupción).

Sin embargo, por diversas razones, JMGT y sus empresas de seguridad en USA fueron objeto de averiguaciones administrativas, fiscales y penales por parte de autoridades municipales, estatales y federales del gobierno norteamericano, lo que lo obligó a declararse culpable para evitar cárcel. Pagó cuantiosas multas por el incumplimiento en el pago de impuestos y, además, ante el comprobado incumplimiento de obligaciones formales empresariales que implicaban cargos de “culpabilidad criminal”, le fueron revocadas las licencias profesionales de Gerente de Seguridad (MB) e Investigador Privado (PI) que amparaban el funcionamiento de sus empresas en Florida, California y New York, respectivamente, lo que ameritó que tuviese que traspasar las acciones de sus empresas y suplantar las licencias a testaferros, familiares y empleados para que éstas siguiesen funcionando.

Cabe destacar que la mencionada ofensa criminal de JMGT es irreparable y quedó registrada irrevocable y permanentemente ante las autoridades judiciales federales (FBI) norteamericanas como una falta grave (Felony), lo que implicó que le fueran revocadas todas las licencias y permisos profesionales que tenía JMGT en USA, incluyendo las licencias para ser dueño y operar (dirigir) sus empresas de seguridad en los Estados de Florida, California y New York, respectivamente, en los cuales ya estaba operando (Florida y California) o estaba programando (New York) operar en el corto o mediano plazo.

Ante la amenaza de que pudiese ir a la cárcel, JMGT decidió abandonar USA y regresar a Venezuela a mediados de 2007, lo cual venía programando con meticuloso sigilo. Ya previamente, desde USA, conociendo el “entorno corrupto” que existía y existe en Venezuela, JMGT había hecho contactos con “políticos-empresarios” chavistas que compraban alimentos (desde todo el mundo) para Venezuela y realizaban importantes negocios con MERCAL, a través de testaferros y el pago de “comisiones”, modus operandi tradicional mediante el cual JMGT hace sus negocios.

Así, mientras sus empresas de seguridad en USA eran manejadas por su esposa y sus testaferros, JMGT inició actividades de importación de alimentos (a Venezuela), logrando, sin el menor escrúpulo y con el correspondiente apoyo político del entorno chavista, que lo nombraran en cargos gerenciales del Ministerio de Alimentación, PDVAL, CASA, etc., como parte de la mafia chavista que se instauró para cometer toda clase de tropelías e ilícitos de todo orden, responsable de la pérdida de más de 170,000 toneladas de alimentos (PUDREVAL).

JMGT se convirtió en pilar del negocio de PUDREVAL (2007-2010), para lo cual utilizó una intrincada red de empresas (testaferros) establecidas en Panamá, Ecuador, China, etc.

Lo más curioso es que JMGT jamás ha sido ni realmente es de tendencia o trayectoria “chavista”, ni mucho menos de orígenes o trayectoria revolucionaria o de izquierda. Siempre ha sido y es un completo y verdadero representante de la clase media-alta (derecha) que siempre ha disfrutado de todas clases de comodidades y lujos. Se trata de un astuto personaje de mucha malicia que, repentina y solapadamente, aparentó ser Revolucionario Chavista para, descaradamente, aprovecharse de las circunstancias. Los que lo conocen sonreían cuando lo veían vestido de guayabera roja rojita, a lo que, hipócritamente, se veía obligado para hacerse pasar como chavista.

Para realizar sus fechorías, JMGT empezó a formar parte del grupo de empresarios chavistas que acompañan al proceso revolucionario. Cuenta con socios y testaferros en USA y en diversos países del mundo, incluyendo a su entorno familiar, empleados y amigos.

JMGT formó y forma parte del conocido entorno corrupto chavista, entre otros, de los inefables Diosdado Cabello, Ricardo Fernández Berrueco e inclusive Walid Makled.

Aprovechando la debacle financiera en USA en 2009 y ante la supuesta difícil situación por la que él atravesaba, producto de las mencionadas averiguaciones y acusaciones, JMGT efectuó una serie de transacciones de bienes raíces, con las que logró “ventas simuladas” de sus propiedades en USA a sus testaferros: 1) una casa de $ 800,000 en un lujoso condominio privado en Miramar y 2) otra casa de $ 400,000 en otro lujoso condominio privado de Pembroke Pines, ambas en el Condado de Broward de Miami.

La mecánica que utilizó fue declararse supuestamente imposibilitado de pagar las hipotecas de sus propiedades en USA y amenazar a las instituciones financieras con “declararse en quiebra”, informándoles que, sin embargo, tenía “ofertas concretas” de empresas o personas (sus testaferros) para comprar (en efectivo) dichas propiedades (short sales) por un valor inferior al saldo de la deuda de la hipoteca. De esta forma, convenció a los bancos e instituciones financieras que aceptaran las mencionadas “ofertas” porque en realidad eran más altas que el valor de las casas en el mercado inmobiliario, el cual había caído estrepitosamente como resultado de la burbuja inmobiliaria. En síntesis, sus empresas (testaferros) adquirieron (en efectivo) ambas viviendas por casi el 50% del valor de la deuda hipotecaria que tenía JMGT, con lo cual logró que le quedaran totalmente pagadas y libres de gravámenes sus dos viviendas, aunque a nombre de empresas de sus testaferros.

El mismo modus operandi lo utilizó para el caso de un lujoso yate que había comprado años atrás, el cual había adquirido a plazos con reserva de dominio. De esta forma, logró que le quedara totalmente cancelado. A tales efectos, pagó en efectivo al vendedor menos del 50% del valor de la deuda hipotecaria del mismo, finiquitando la deuda y liberando la hipoteca. Lo más grave es que, en el caso del yate, violando las normas de la hipoteca y, en forma ilícita, para el momento de la transacción, sin el conocimiento y consentimiento del vendedor, ya el yate estaba desde hacía mucho tiempo en Venezuela. Para ello, JMGT logró “nacionalizar” el yate en Venezuela, sin presentar a las aduanas los papeles originales de propiedad del mismo, ya que sobre el yate privaba una hipoteca que no le permitía exportarlo (de Miami a Venezuela) hasta que la misma estuviese totalmente cancelada. Evidentemente, falsificó documentos y sobornó en Venezuela a funcionarios para lograrlo.

Por otro lado, utilizando el mismo modus operandi, amenazando supuestamente declararse en “quiebra”, realizó supuestas reingenierías financieras de sus empresas en USA, anunciando insolvencia y diciéndole a sus acreedores (proveedores e instituciones financieras) que no tenía cómo pagarle deudas porque iba a declararse en “bancarrota”, pero que estaba dispuesto a llegar a un “arreglo” que finiquitara las deudas, si es que los mismos aceptaban el pago parcial (50%) de las deudas como finiquito, convenciéndolos que, de esta forma, obtendrían mayores montos que si él procedía a la “quiebra”.

Como se puede inferir, JMGT utilizó el dinero producto de las “comisiones” (actos corruptos y malversación de fondos), tanto los que obtuvo durante su estadía en CVG International (Miami) como sus actuaciones en PDVAL-MERCAL-CASA (Caracas), para cancelar en efectivo las multas e impuestos no pagados en USA, así como también, por una parte, mediante testaferros, blanqueando y legitimando capitales mal habidos y, por otra parte, mediante amenazas de supuesta insolvencia y declaración de quiebra, efectuar una serie de transacciones en efectivo y reingenierías financieras para liberar hipotecas y cancelar las deudas (finiquitos) que tenían sus propiedades y empresas en USA.

JMGT es venezolano, nacido en Tennessee, USA. Siendo su padre venezolano, tiene la condición de doble ciudadanía, es decir, es simultáneamente venezolano y norteamericano, por lo que tiene documentos de identificación de ambos países: pasaportes venezolano y americano; cédula de identidad venezolana; licencias de conducir venezolana y de Florida-USA; número de Seguro Social de USA, etc.

En 2005-2007, paralelamente a sus “negocios” de seguridad aeroportuaria en USA, JMGT también prestó servicios gerenciales a CVG International, en sus oficinas de Miami, en la que se coordinaban y ejecutaban las compras de la Corporación Venezolana de Guayana (CVG). Evidentemente, JMGT utilizó esta designación para hacer todo tipo de “negocios” de gran volumen, seguramente utilizando empresas intermediarias y testaferros para tales fines, contando para ello con la venia de altos personeros de la CVG y, además, con el apoyo político de altos funcionarios (Ministros) del Gobierno de Chávez. Los rumores son que JMGT fue designado en este puesto de la GVG (en Miami) por altos funcionarios del gobierno de Hugo Chávez para, precisamente, ejecutar estas actividades corruptas, en las cuales había que pagar altas comisiones. Por razones desconocidas, abrupta y repentinamente, a mediados de 2007, JMGT descontinuó sus servicios gerenciales a la CVG Internacional en sus oficinas de Miami.

A raíz de la revocación de sus licencias profesionales en USA y, además, a raíz de las investigaciones penales y de impuestos federales (IRS), JMGT tuvo que desincorporase, vender las acciones y salir de las Juntas Directivas de sus empresas.

Ante esa situación, JMGT decidió regresar a Venezuela en 2007 para buscar otros rumbos, considerando los resultados incriminatorios y de culpabilidad de las diferentes averiguaciones (administrativas, fiscales y criminales) a las que fue objeto en USA. Cabe resaltar que desde hacía ya algún tiempo anterior a 2007, JMGT venía realizando gestiones de comercialización y compra de alimentos con el Gobierno de Venezuela. Repentinamente, se supo que tenía un cargo gerencial en PDVAL y, posteriormente, en CASA. Cuando explotó la denuncia de PUDREVAL, su nombre apareció en los principales diarios de Venezuela, como corresponsable de las fechorías.

JMGT, a raíz de las acusaciones e investigaciones que se iban a realizar en Venezuela y en el mundo entero por el caso PUDREVAL -y para evitar complicaciones y la posibilidad de ser apresado en Venezuela- renunció a sus cargos en las empresas de PDVAL-CASA y, repentinamente, aprovechando su condición de norteamericano, retornó a Miami, USA, en donde se encuentra actualmente.


La burda estrategia de Conatel para confiscar emisoras

El pasado 2 de noviembre en horas de la mañana, una comisión de Conatel llegó al municipio Machiques de Perijá en el estado Zulia, y desmantelaron 3 emisoras de radio, una de ellas Machiques 106.3 FM.

El propietario de esta emisora es el capitán retirado de la Fuerza Aérea Robinson Millano, quien desde el año 2006, había consignado toda la documentación de la emisora en Conatel y a pesar de que insistió ante ese organismo en varias oportunidades, nunca recibió respuesta.

El 2 de noviembre se presentaron en la emisora los funcionarios de Conatel, acompañados con más de cincuenta efectivos de la Guardia Nacional. El operador estaba en la puerta y al ser conminado por la comisión a abrir la emisora, les explicó que no tenía la llave.

Informados de que la esposa del propietario de la emisora, Carmen Andrade estaba en su lugar de trabajo en el liceo Manuel Felipe Rugeles donde es jefe del departamento de evaluación y control, los guardias nacionales se llevaron hasta allá a empujones al operador, y después de ubicar a la dama se la llevaron dentro de su propio carro, tratándola como una delincuente a golpes y empujones, hasta la casa donde ella dijo tenía guardadas unas copias de las llaves de la emisora.

Una vez en la casa, los guardias nacionales entraron hasta la habitación del matrimonio sin orden de allanamiento, violando su privacidad, y le arrebataron las llaves.

Inmediatamente se dirigieron a la sede de la emisora de dónde se llevaron sin orden alguna todos los equipos, transmisor, micrófonos computadoras, etc.

A pesar de que los hechos ocurrieron el día 2, el acta fue fechada con el 3 de noviembre y en ella alegaron que la emisora “estaba haciendo uso ilegal de la frecuencia”, esto a pesar de todas las gestiones que desde el 2006 había realizado Millano ante Conatel sin recibir respuesta.

La emisora tenía un solo programa de opinión fuerte, llamado “En Frecuencia”, transmitido todos los días de 8 a 10 de la mañana, conducido por el propio capitán Millano. El resto del día sólo se transmitía música, y no contaban con espacios publicitarios.

Robinson Millano pertenece a la dirección regional del Partido Podemos en Machiques, pero su historia política comenzó en el Movimiento V República del cual es fundador en Perijá y de cuya Dirección Nacional llegó a formar parte.

En 1993 fue dado de baja de la Fuerza Aérea por su participación en el Golpe del 27-N. Tuvo varios cargos como por ejemplo la dirección Regional del INTTI.

En el año 2005, Millano formó el Batallón de Reserva de Perijá y el Sur del Lago.

Dentro del chavismo, Millano fue siempre perseguido por ser hijo de un dirigente de Acción democrática, Alfonso Márquez. En enero del año 2006, Hugo Chávez visita la zona del Perijá y Millano es detenido durante dicha visita, pues lo consideraban un riesgo para la seguridad del Comandante. Todo esto ocurrió por supuesto después de que el chavismo ya estaba consolidado, pues antes de eso, lo utilizaron para fortalecerse en la zona.

En el año 2008 Millano finalmente marca su distancia del Gobierno de Hugo Chávez cuando se convenció de la desviación de los principios originales de la revolución, distinto a lo que se había planificado. Este malestar por supuesto, era manifestado por Millano en su programa diario, además de informar sobre las irregularidades en la gestión del alcalde Vidal Prieto.



Etiquetas: |

Canal Noticiero Digital

Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com